No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mundo

Cohete chino sin control: Se aproxima a la atmósfera de la Tierra, cerca de las Maldivas

El reingreso a la Tierra del proyectil se acerca;  últimos reportes indican que se desplazaba a una velocidad de 28 mil kilómetros por hora.

Avatar del

Por Redacción/GH y EFE

PEKÍN, China.- Autoridades de China informaron que los restos del "cohete chino sin control" están cerca de reingresar a la Tierra y desintegrarse cerca de las Maldivas.

The Washington Post retomó que el casco del cohete chino de la Gran Marcha volvió a entrar en la atmósfera terrestre alrededor de las 10:30 p.m. (Hora del Este) sobre el Océano Índico cerca de las Maldivas, informó la Oficina de Ingeniería Espacial Tripulada de China el sábado por la noche.

Los videos en las redes sociales mostraron el cohete de 22 toneladas, que había estado a la deriva sin control en órbita baja durante días, abriendo un rastro de luz sobre Omán mientras la mayoría de sus componentes se quemaban en la atmósfera.

Con 18 toneladas, es uno de los artículos más grandes en décadas que ha tenido una inmersión no dirigida en la atmósfera.

Estados Unidos dijo el jueves que estaba observando la trayectoria del cohete fuera de control, pero que actualmente no tenía planes de derribarlo.

Los últimos reportes indican que se desplazaba a una velocidad de 28 mil kilómetros por hora y mide 30 metros.

Los riesgos 

A pesar de que no se cree que afecte alguna zona con población, lo cierto es existen algunas preocupaciones sobre la seguridad espacial. Por ejemplo, los especialistas han señalado que lanzar una etapa masiva de cohetes a la órbita terrestre baja, donde el tráfico entre satélites y basura espacial está aumentando drásticamente, es arriesgado. 

Además, se espera que partes del cohete sobrevivan a la ardiente caída de regreso a través de la atmósfera de la Tierra, basta con decir que piezas de un cohete Long March 5B cayeron del cielo sobre Costa de Marfil en África el año pasado después de enviar un satélite experimental al espacio.

Aún así el astrofísico Jonathan McDowell de Harvard en un correo electrónico enviado a The Verge recordó: "Los objetos vuelven a entrar casi todos los días, y una vez cada pocos meses hay algunas cosas que llegan al suelo. Pero esta es solo la segunda vez (después del reingreso del mismo tipo de cohete el año pasado) en 30 años que algo tan masivo ha vuelto a entrar sin control".

Otros casos similares al que se está por vivir incluyen a Tiangong-1, la primera estación espacial prototipo de China que se lanzó en 2011 y volvió a entrar incontrolablemente a la Tierra en 2018, pero en su mayoría se rompió en la atmósfera sobre el Océano Pacífico Sur. Aún así, en el momento de la reentrada era de 7 toneladas, es decir, significativamente más pequeño que el tamaño de Long March 5B.

China nunca ha proporcionado detalles del diseño del cohete ong March 5b, por lo que los investigadores no pueden predecir exactamente cómo se romperá en la atmósfera de la Tierra. Lo que sí han señalado es que entre el 20 y 40% del objeto debería caer en nuestro planeta. 

 

Si llegara a suceder que el cohete caiga en una zona poblada, según el tratado de la Convención de Responsabilidad Espacial de 1972, los países son responsables de los objetos que lanzan al espacio por lo que se esperaría que China pague por cualquier daño.

En esta nota
  • Cohete China

Comentarios