No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mundo

Abogados buscan a 545 padres de niños migrantes que fueron separados al ingresar a EU

La ACLU y otras organizaciones de un comité designado por la corte se enteraron de que más de mil familias fueron separadas en 2017, según datos del Departamento de Seguridad Nacional.

Avatar del

Por El Universal

Abogados buscan a 545 padres de niños migrantes que fueron separados al ingresar a EU(Pixabay / Ilustrativa)

Abogados buscan a 545 padres de niños migrantes que fueron separados al ingresar a EU | Pixabay / Ilustrativa

CIUDAD DE MÉXICO.- Los abogados designados por un juez federal para identificar a las familias migrantes que fueron separadas por la administración de Donald Trump informaron que aún falta por localizar a los padres de 545 niños y que aproximadamente dos tercios fueron deportados a Centroamérica sin sus hijos, según una presentación de la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés) este martes.

Lee Gelernt, abogado de la organización sin fines de lucro, declaró:

Es fundamental averiguar tanto como sea posible sobre quién es el responsable de esta horrible práctica, sin perder de vista el hecho de que cientos de familias aún no han sido encontradas y permanecen separadas".

"Hay mucho más trabajo por hacer para encontrar a estas familias... La gente pregunta cuándo los encontraremos a todos, y  lamentablemente, no puedo dar una respuesta. Simplemente no lo sé. Pero no dejaremos de buscar hasta que encontremos a cada uno de ellos",  agregó.

Respecto a los adultos responsables de los menores, el litigante indicó "La trágica realidad es que cientos de padres fueron deportados a Centroamérica sin sus hijos, quienes permanecen aquí con familias de acogida o parientes lejanos".


El gobierno de Trump instruyó una política de Tolerancia Cero en 2018 que separó a los niños y padres migrantes en la frontera sur de Estados Unidos.

Más tarde, la administración confirmó que en realidad había comenzado a separarlos en 2017, a lo largo de algunas partes de la frontera bajo un programa piloto.


La ACLU y otras organizaciones que forman parte de un comité designado por la corte se enteraron de que más de mil familias fueron separadas en 2017, según los datos proporcionados por el Departamento de Seguridad Nacional.

De ellos, ha podido ponerse en contacto con los padres de más de 550 infantes y creen que alrededor de 25 pueden tener la posibilidad de regresar a Estados Unidos para reunirse.


Gelernt detalló que algunas de las familias contactadas han optado por mantener a sus hijos en la Unión Americana con un familiar o patrocinador "por temor a lo que le pasará a su hijo si regresa" a su país de origen.

En esta nota

Comentarios