Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Mexico / IMSS

IMSS afirma que cuenta con 134 salas de hemodinamia públicas en todo el país

El director del IMSS, Zoé Robledo Aburto, afirmó que este procedimiento puede costar hasta 300 mil pesos, lo que tiene un impacto para las familias.

IMSS afirma que cuenta con 134 salas de hemodinamia públicas en todo el país

CIUDAD DE MÉXICO.- Por medio de un comunicado, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) informó este martes que, bajo la orden del presidente Andrés Manuel López Obrador, se han establecido 134 salas de hemodinamia públicas en todo México, con planes de añadir 10 más en 2024.

Asímismo se detalló que ya no se registra un rezago de salud en los estados de Guerrero, Campeche, Nayarit, Colima y Tlaxcala, los cuales ahora cuentan con al menos una sala o más especializadas en la atención de enfermedades cardíacas.

En la conferencia matutina de prensa del presidente, el director del IMSS, Zoé Robledo Aburto, recordó que bajo el Seguro Popular estos procedimientos no eran universalmente accesibles, ya que la cobertura era parcial y se limitaba a pacientes menores de 60 años.

Te puede interesar: IMSS aplica vacuna contra el Virus del Papiloma Humano a mujeres adolescentes en México

Pero ocurre que el 75% de los infartos ocurre de los 60 años en adelante, no de los 60 años para abajo, era un poco una simulación que se había incluido, pero siempre y cuando no hubiera condiciones y tendrías menos de 60 años, donde está el 65% de los casos”, argumentó.

También señaló que las enfermedades del corazón son la principal causa de muerte en México, con cerca de 200 mil fallecimientos en 2022 debido a enfermedades cardiacas, de los cuales 150 mil fueron por infartos.

De ellas el 90% de los infartos no necesariamente es letal, puede salvarse siempre y cuando haya la posibilidad de tener, como lo estamos haciendo todo el sector, el código infarto, es decir, trombolíticos, un tratamiento intravenoso que ayuda a disolver en donde están tapadas las arterias, pero también el acceso a las salas de hemodinamia”.

En esta nota