Edición México
Suscríbete
Ed. México

El Imparcial / Mexico / seguridad para tu empresa

Cómo cuidar tu negocio de un incendio

Un incendio es quizás el peor escenario al que se pueden enfrentar los dueños de negocios. Esto atenta no solo contra el patrimonio, también pone en peligro la vida de los trabajadores, clientes y cualquier persona que se pueda encontrar cerca.

Las empresas, de cualquier tamaño, deben cumplir, por ley, con ciertos requerimientos para salvaguardar la integridad de los bienes y las personas en caso de ocurrir un incendio.

Tanto por ley, como por seguridad, si eres dueño de un negocio, lo mejor es acercarte a una empresa de venta de equipo contra incendios. Ellos te podrán brindar asesoría sobre lo que necesitas para estar al día.

Soy dueño de un negocio, ¿Qué debo de saber sobre esto?

Las leyes cambian en cada país, debes de asesorarte según tu caso. Por otro lado, las Normas NFPA (National Fire Protection Association) son la base legal internacional a través de la cual se rigen los gobiernos para establecer sus normas.

Su amplitud es enorme, pero no te preocupes, no es necesario que leas toda la norma. Aquí te resumimos los aspectos más relevantes que debes saber.

Tipos de incendios que pueden ocurrir

Los fuegos se clasifican por clases: A, B, C, D y F.

Aspectos a tener en cuenta para prevenir un incendio

Cuando hablamos de incendios, lo importante es la prevención. Un incendio no se inicia solo, ocurre por el descuido, mal manejo o negligencia de las personas involucradas.

Detectar a tiempo los posibles focos de incendio

Se trata de reconocer aquellos procesos o áreas de la empresa que son más propensas a causar un incendio.

Si tu negocio es un restaurante, el área de la cocina es tu foco a salvaguardar. Si tu sector es la papelería o trabajos que involucren madera, el almacén es un posible foco de incendio.

Al conocer las áreas que pueden verse afectadas, podrás adoptar las medidas necesarias según cada una.

Establece procedimientos de trabajo seguro

No esperes a que ocurra un incendio para definir cómo se deben hacer las cosas. Si estableces los pasos a seguir en cada proceso de tu empresa, disminuirán las probabilidades de que ocurra un incendio.

Debes enfocarte en los puntos críticos como: cerrar la llave del gas al finalizar la jornada, no dejar expuesto al sol desechos combustibles, desenergizar los tableros antes de salir o limpiar de inmediato cualquier desecho que pueda generar un incendio.

Contar con los equipos adecuados

Antes de adquirir cualquier equipo para la extinción de incendios, es necesario evaluar el tipo de incendio que podría ocurrir.

En el caso de los extintores, el más común que podrás encontrar es el PQS (Polvo Químico Seco). Este te puede servir para apagar incendios de clase A, B y C, los más comunes, por eso su popularidad. Si tu sector de negocio involucra la cocina, un extintor de tipo K es lo correcto.

Capacítate y a tu personal sobre cómo actuar ante un incendio

Este punto es tan importante como la misma prevención. Cuando ocurre un amago de incendio, tienes poco tiempo para actuar en pro de minimizar los daños y evitar que se propague.

Para esto es necesario que el personal entienda cómo proceder, cómo usar los instrumentos para la extinción de incendios, los extintores adecuados para cada uno.

Por ejemplo, si el incendio es ocasionado por un corto circuito, lo primero que se debe hacer es desconectar el diferencial que genera el suministro de energía. Actuar ante este tipo de incendio sin haberlo hecho, puede ocasionar daños severos, incluso la muerte.

De la misma forma que ocurre con los otros tipos de incendios, cada uno tiene una manera de proceder distinta. Lo ideal es que contrates a una empresa que brinde estas capacitaciones.

Mantén señalizado las áreas críticas

Es sumamente importante mantener señalizado cada área importante. Por ejemplo, la salida de emergencia debe estar señalizada con letreros luminosos en caso de corte de luz. Los extintores deben estar a la vista, los mecanismos de acción contra incendios también.

Este tema se debe de ver como una inversión a la seguridad de tu negocio y tus trabajadores, no lo dejes de lado, involúcrate y cuida tu patrimonio.

En esta nota