No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mexicali

Hacen “guardaditos” algunos cachanillas para salir adelante

Varios mexicalenses señalan que hacen sus guardaditos para poder afrontar los gastos en la “cuesta de enero”.

Avatar del

Por Andrea Jiménez

Hacen “guardaditos” algunos cachanillas para salir adelante(Tomada de la Red)

Hacen “guardaditos” algunos cachanillas para salir adelante | Tomada de la Red

MEXICALI, B.C.- Aunque la idea de realizar un presupuesto mensual y planificar detalladamente los gastos es algo no muy arraigado en la cultura mexicana, algunos mexicalenses hacen ‘guardaditos’ en la época de diciembre para poder solventar los pagos que se vienen.

“Muchas veces no nos preparamos para lo que viene, pero sabemos que ahora con todos los impuestos que han subido y todo tendríamos que tener un poquito de retención”, comentó Rafael Siqueiros.

“Guardé lo que iba a necesitar ahora en enero, porque siempre es duro”, agregó. “Hay que pagar el predio, la tendencia del carro, etcétera, siempre hay más gastos en enero pero pues ya pasando tranquilo, generalmente guardo dinerito”, aseguró María de Lourdes López, que se encontraba realizando algunos pagos en el Palacio Municipal.

Ambos entrevistados admitieron que los gastos de este mes han sido bastante pesados, pero aseguran que con su guardadito han podido salir a flote. Lourdes Flemate, en caso contrario, señaló que no suele preparar nada para enfrentar la llamada “cuesta de enero”, lo cual muchas veces la hace pasar ratos difíciles por el aumento de precios.

“Ya está más difícil, porque ya subieron más las cosas, al menos lo que es lo básico como es el huevo, verdura, frijol… hasta ahorita es lo que yo me he dado cuenta”, admitió.

Gustavo León González, por su parte, aseguró que durante el año lleva una planeación financiera debido a que no tiene un empleo fijo, sino varios negocios, por lo que se prepara para llegar a inicio de año preparado.

“Tenemos que administrarnos bien para que de repente los gastos de la Navidad, los regalos y todo no nos peguen en enero”, explicó. “En teoría es bien simple, la verdad, en la práctica es lo complicado porque a veces de repente te gana la emoción por comprar algo”, señaló.

En esta nota

Comentarios