No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Lo Curioso

Una "hormiga infernal" del Cretácico se conservó en ámbar mientras mataba a una cría de cucaracha

Las hormigas del infierno son una de las especies primigenias en el árbol de la vida de las hormigas, demostrando como inicio su linaje hasta llegar al ancestro que todos conocemos.

Avatar del

Por El Imparcial

Una "hormiga infernal" del Cretácico se conservó en ámbar mientras mataba a una cría de cucaracha

Una "hormiga infernal" del Cretácico se conservó en ámbar mientras mataba a una cría de cucaracha

La idea de que los animales prehistóricos pueden quedar atrapados perfectamente en ámbar, preservados durante millones de años, no es solo un invento de "Jurassic Park". Ya que el jueves, los científicos revelaron un descubrimiento monumental sobre el mundo antiguo, se trata de una "hormiga del infierno" atrapada en ámbar mientras estaba devorando una cría de cucaracha.

Una hormiga del infierno, también conocida como haidomyrmecine, es un pariente de las hormigas modernas, pero con una diferencia crítica: en lugar de pinzas horizontales que muerden a sus presas, la hormiga del infierno tenía mandíbulas verticales que se asemejan a una guadaña, que clava en sus presas contra un cuerno en su cabeza.

"Las hormigas del infierno son una de las especies primigenias en el árbol de la vida de las hormigas, demostrando como inicio su linaje hasta llegar al ancestro que todos conocemos”, dijo Phillip Barde, autor principal del estudio y profesor asistente en el Instituto de Tecnología de Nueva Jersey. 

"Las presiones ecológicas y los requisitos de desarrollo que llevaron a la articulación vertical de la mandíbula aún no se conocen", escriben los autores. "Tampoco están claras las condiciones que llevaron a la extinción de las haidomirmecinas después de persistir durante un período de al menos 20 millones de años en la actual Asia, Europa y América del Norte". 

Señalan que las hormigas del infierno pueden haber sido "susceptibles de extinción durante períodos de cambio ecológico", aunque la competencia con otras hormigas también podría haber jugado un papel en su extinción.

"Este documento proporciona una explicación de por qué vemos diversidad en el registro fósil que ya no está presente en la actualidad", dijo Barden a Salon por correo electrónico. "Al mismo tiempo, también nos da una mejor imagen de un grupo extinto de insectos, que con suerte podemos utilizar para comprender mejor cómo y por qué la extinción afecta a los linajes de manera diferente".

Barden también señaló que "aunque hay miles de especies de hormigas depredadoras, ninguna hormiga viva captura a sus presas de esta manera. Es decir, ninguna hormiga moderna posee cuernos de ningún tipo o mandíbulas especializadas de esta manera en particular". También explicó lo que el ancestro de la cucaracha antigua, que era un joven en el momento en que fue devorado, debió haber experimentado la presa de la hormiga infernal.

Creemos que las hormigas del infierno pueden haber tenido movimientos musculares muy rápidos, algo que vemos en algunos depredadores de hormigas modernas, por lo que las mandíbulas de las hormigas del infierno pueden haberse cerrado en un destello muy rápido.
 

En esta nota

Comentarios