Tendencias
Cintilla de tendencias

Ciudad Juárez

Mineros atrapados

AMLO y Ejército

Eduin Caz

¿Deberíamos preocuparnos de que nuestros gatos y perros se contagien de COVID?

El fuerte mensaje de lo que sabemos hasta ahora es que los humanos representamos una amenaza mucho mayor para nuestros gatos y perros que la que representan para nosotros cuando se trata de COVID.

Avatar del

Por The Conversation

¿Deberíamos preocuparnos de que nuestros gatos y perros se contagien de COVID?(Pixabay)

¿Deberíamos preocuparnos de que nuestros gatos y perros se contagien de COVID? | Pixabay

AUSTRALIA.-El virus SARS-CoV-2, que causa la COVID, se originó en los murciélagos y luego, probablemente después de pasar por un huésped intermediario, adquirió la capacidad de infectar a los humanos.

Muchos virus nuevos que surgen de esta manera, como el SARS-CoV-2, mantienen la capacidad de infectar tanto a animales como a humanos.

Está bien documentado que el virus SARS-CoV-2 infecta a varios animales diferentes. Se han registrado casos de COVID en animales tan dispares como hámsters, hurones, leones, tigres, visones y primates no humanos.

"Sin embargo, la pregunta que nos preocupa a muchos de nosotros en nuestros acogedores mundos domesticados es qué tipo de amenaza representa el virus para los gatos y los perros, los animales con los que tenemos una relación más cercana", señala Hassan Vally, profesor asociado de Epidemiología en la Universidad de Deakin.

¿Los gatos y los perros pueden contraer COVID?

Sí, los gatos y los perros pueden contraer COVID.

Se ha descubierto que tanto gatos como perros han sido infectados con el virus. Una serie de estudios que involucraron la prueba de mascotas domésticas han confirmado la presencia de estas infecciones.

Una de las sugerencias más interesantes de un estudio previo a la impresión (que aún no ha sido revisado por otros científicos) es que los gatos y los perros eran menos susceptibles a la variante BA.1 Omicron en comparación con las variantes anteriores.

Se especuló que las mutaciones en esta variante, que sabemos que la hicieron más transmisible en humanos, podrían haberla hecho menos capaz de unirse a los receptores celulares en gatos y perros.

¿Quién se lo da a quién?

Aunque teóricamente es posible que el COVID se transmita en cualquier dirección, es decir, de humanos a gatos y perros, de gatos y perros a humanos, y de estas mascotas entre sí, la creencia actual es que el virus se transmite principalmente de humanos a estas mascotas.

Hay varias explicaciones posibles de por qué la transmisión generalmente ocurre en esta dirección.

Sin embargo, la explicación más probable es que estos animales, cuando se infectan, generan cargas virales mucho más bajas que los humanos y pueden eliminar el virus por poco tiempo, lo que los hace menos propensos a transmitir el virus en adelante.

¿Qué tan común es en las mascotas?

La cuestión de qué tan común es el COVID en los animales en general y en las mascotas domésticas se está explorando activamente.

En términos de qué tan común es en gatos y perros, existen desafíos metodológicos para responder esta pregunta en estudios grandes. ¡Intente tomar un hisopo nasal de su gato y vea cómo funciona esto!

A pesar de los obstáculos prácticos, un estudio publicado en junio sugiere que estas infecciones pueden ser más comunes de lo que se pensaba inicialmente. Los investigadores estudiaron las muestras de sangre de 59 perros y 48 gatos en Ontario, Canadá, que vivían con personas que habían dado positivo en la prueba de COVID.

Descubrieron que el 52 % de los gatos y el 41 % de los perros tenían anticuerpos dirigidos contra el SARS-CoV-2, lo que sugiere que habían sido infectados previamente con el coronavirus. Los gatos tenían más probabilidades que los perros de haber contraído COVID en este estudio, pero los autores señalan que hay mucha variabilidad en los estudios que analizan la prevalencia de la infección en animales.

¿Qué tan grave es en las mascotas?

Cuando un gato o un perro tiene síntomas de COVID, tiene más o menos los mismos síntomas que los humanos.

Generalmente no se sienten bien y los síntomas que experimentan incluyen tos y estornudos, letargo y pérdida de apetito.

Pero la buena noticia es que los datos disponibles sugieren que la mayoría de las veces la infección resulta en ausencia de síntomas o en una enfermedad muy leve. Y la duración de sus síntomas, si los tienen, puede ser muy corta.

Aunque es posible que una mascota tenga síntomas más graves, esto parece ser poco común.

Entonces, ¿qué debemos hacer con esto?

El fuerte mensaje de lo que sabemos hasta ahora es que los humanos representamos una amenaza mucho mayor para nuestros gatos y perros que la que representan para nosotros cuando se trata de COVID.

Por lo tanto, si se infecta, probablemente sea sensato limitar el contacto con sus mascotas, especialmente mientras está en su punto más infeccioso. Al igual que probablemente lo haga de todos modos, debe tratar a su mascota como lo haría con cualquier otro miembro de su familia cuando esté enfermo y hacer todo lo posible para reducir la probabilidad de infectarlos.

Sin embargo, tratar de hacer que su mascota use un cubreboca es definitivamente un paso demasiado lejos...

La buena noticia es que incluso si le diera COVID a su mascota, es probable que no tenga síntomas o solo síntomas leves. E incluso si experimentan una enfermedad más grave, la evidencia sugiere que se recuperarán rápidamente.

Por supuesto, si sospecha que su mascota tiene COVID y no está seguro de qué hacer, debe buscar asesoramiento profesional.

Artículo original en The Conversation

The Conversation

En esta nota

Comentarios