No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Estilos

Alimentos que puedes cultivar en casa

Si estás en cuarentena voluntaria para evitar el contagio de COVID-19, puedes aprovechar el tiempo cultivando algunos de tus alimentos. Aquí te contamos cuáles y cómo

Avatar del

Por El Universal

Alimentos que puedes cultivar en casa

Alimentos que puedes cultivar en casa

Si eres fan de la gastronomía seguramente te gusta usar ingredientes frescos para los platillos que preparas. No obstante, debido a la alerta sanitaria que se vive actualmente, es posible que tengas que comprar alimentos con anticipación y estos no se encuentren en su punto al momento de consumirlos. Por ello resulta importante plantear una alternativa saludable y relajante, ya que gracias a ella superarás el estrés de no saber qué hacer en tu casa, y sí, hablamos del cultivo de verduras y otros productos consumibles.

Aunque no lo creas esto no es complicado y tampoco requieres de un gran jardín para llevarlo a cabo, de hecho, en muchos casos con tener macetas y un lugar donde llegue la luz solar (ya sea un balcón, terraza o ventana) es más que suficiente para comenzar tu propio huerto.

Así que aquí te dejamos algunas ideas para que comiences a cultivar tus alimentos desde la comodidad de tu hogar.

Hierbas

Tal y como se puede observar en varias películas, cultivar tus propias especies en casa es algo muy común hoy en día. De hecho, si tienes un departamento esta opción es la ideal para ti, ya que no vas a requerir de mucho espacio y tendrás todo lo que necesitas para darle un toque especial a tus platillos sin necesidad de salir a la calle un comprar un gran racimo de algo de lo que solo necesitas unas hojitas.

Según la organización mexicana especializada en agricultura Vía Orgánica, muchas hierbas aromáticas, como el orégano, tomillo, romero, hierbabuena y albahaca se propagan fácilmente por medio de los tallos. Así que para poder tu pequeño huerto aromático solo necesitas entre tres y cinco ramas (dependiendo del espacio del que dispongas). Después debes pelar aproximadamente 4 centímetros inferiores de la rama, quitar la corteza alrededor de esa sección y adicionalmente, agregar un poco sábila como agente enraizador.

Luego de esto debes colocar las ramitas que preparaste en una maceta con tierra húmeda y presionar suavemente con el propósito de asentarlo. Para que tus plantas aromáticas crezcan y puedan aderezar tus platillos, es importante siempre mantener la humedad de la tierra y procurar que la maceta reciba abundantes rayos de sol.

Papas

Las papas son deliciosas en puré, como acompañamiento o guarnición y curiosamente son de los productos más sencillos de germinar. De hecho, de acuerdo con el sitio web especializado en cultivo Buena Granja, para germinar la papa solo debes cortarla en 3 o 4 porciones dejando solo un ojo u orificio natural por cada porción. Los "ojos" son los pequeños agujeros que tiene la papa y que por cierto, son el sitio donde comienza la germinación.

Estas porciones de papa se dejan al aire libre por un día, con los "ojos" colocados hacia arriba y sin agregar agua ya que el tubérculo comenzará a germinar con su propio líquido. Y una vez que la parte expuesta de la papa comience a cerrarse, se podrá observar que el "ojo" comienza a ponerse verde y hay un indicio de germinación, es momento entonces de sembrar los trocitos de papa (nuevamente con los "ojos" hacia arriba) a unos 10 centímetros de profundidad en la maceta.

Toma en cuenta que la maceta debe tener al menos 60 centímetros de diámetro para que el cultivo logre desarrollarse.

Y una vez sembrada la papa en la maceta cubre con más tierra y/o abono. Para regar estos tubérculos debes tener en cuenta que la maceta debe tener agujeros que permitan que el agua se drene, pues de lo contrario la cosecha se pudrirá y no podrás cocinar ni papas a la francesa, ni puré.

Debes mantener la tierra hidratada pero sin ahogar los cultivos, además necesitas brindarle a la germinación una buena cantidad de luz y temperatura, esto es, mantenerla en un lugar preferentemente ventilado en el cual los rayos del sol puedan hacer su magia.

Chiles

Este alimento tan básico en la cocina mexicana no podía faltar porque, ¿quién no adora las salsas y esa sensación que te deja el picante en la lengua justo después de morder un taco o un guiso con abundante salsa? Bueno, pues de acuerdo con el sitio web especializado en agricultura, Agromática, el cultivo de chiles en casa se puede realizar de una manera muy sencilla.

Lo primero que tienes que hacer es elegir la variedad que deseas cultivar, puede ser serrano, árbol, jalapeño o cualquier otro. Posteriormente, según la página web especializada en chiles El Holandés Picante, debes elegir si comprarás semillas o bien, usarás las que contienen los chiles de tu elección, en caso de optar por la segunda opción es importante que seques estas con una servilleta de cocina y las dejes en este papel doblado de dos a tres días, transcurrido ese tiempo ya podrás plantarlas.

El sitio mencionado afirma que, para hacer germinar las semillas de cualquier chile, es importante tomar en cuenta el calor, la humedad y el oxígeno. Por ello debes plantar tus chiles en una maceta con hoyos en la parte inferior, ya que esto además de permitir el drenaje del agua de riego también permitirá que circule en la tierra el oxígeno requerido para la germinación, que tardará entre 10 y 15 días, tiempo en que podrás comenzar a ver los frutos de tu trabajo.

Llegado el momento tendrás el ingrediente principal para crear una deliciosa salsa y acompañarla con tacos, guisos o incluso usarla como topping con totopos.

En esta nota
  • Alimentos

Comentarios