No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Espectáculos

Andrea Legarreta habla sobre el asalto de Erik Rubín y su hija Mía

La conductora agradeció a Dios porque su esposo y su hija estén bien, después de que Erik Rubín reveló que él y su hija fueron víctimas de la delincuencia.

Avatar del

Por El Imparcial

Erik aseguró que fue amenazado de muerte con arma de fuego.(Instagram)

Erik aseguró que fue amenazado de muerte con arma de fuego. | Instagram

CIUDAD DE MÉXICO.- Luego de que se supiera sobre un asalto a mano armada que Erik y Mía Rubín sufrieron el fin de semana pasado, en la colonia Polanco, Ciudad de México, el cantante se pronunció en redes explicando los hechos y también su esposa, Andrea Legarreta.

De acuerdo a un video que el artista publicó en su cuenta de Instagram, él y su hija mía fueron abordados por al menos un hombre, que hoy se sabe que pertenece a una peligrosa banda de asaltantes, según dijo, y lo amenazó con una pistola para obligarlo a que le entregara un reloj.

El intérprete de “Princesa Tibetana” reveló que su hija Mía lo acompañaba y tuvo una crisis nerviosa, ya que el hampón le apuntó con el arma y lo amenazó de muerte si no le entregaba el objeto.

Afortunadamente no pasó a mayores y tanto él como su hija se encuentran bien. Fanáticos, familiares y amigos del medio artístico expresaron su sentir ante tal situación de inseguridad por la que pasó Erik y su hija, y les dejaron sentir su cariño.

Una de ella fue Andrea Legarreta, quien agradeció a Dios con un emotivo mensaje entre los comentarios de la publicación que hizo su esposo. 

No me canso de dar gracias a Dios de que estén bien amores. Deseo que nadie más tenga que pasar por esto y situaciones peores que escuchamos todos los días. Dios con nosotros”, escribió Legarreta.

Instagram


Detuvieron a los presuntos delincuentes

En su videoclip, Erik aseguró que el presunto delincuente que lo asaltó fue detenido por la Fiscalía de la Ciudad de México, después de un cateo que realizaron, ya que el hombre pertenecía a una banda de asaltantes que tenían varias denuncias en su contra.

Aclaró que el reloj que le quitaron no tenía un valor de un millón de pesos, como se había dicho en algunos medios, ya que era un accesorio mucho menos costoso y ni siquiera se le acerca el su costo al que filtraron.

 
En esta nota

Comentarios