No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Economía y Negocios Guerra comercial

México perdería en guerra comercial con EU: Madero

Si México decidiera imponer aranceles a EU de cualquier manera saldría perdiendo, advirtió el senador panista Gustavo Madero. 

Avatar del

Por Agencia Reforma

Gustavo Madero, presidente de la Comisión de Economía.

Gustavo Madero, presidente de la Comisión de Economía.

CIUDAD DE MÉXICO.- De entrar a una "guerra comercial" con Estados Unidos, México saldría perdiendo, advirtió el senador panista Gustavo Madero.
 
Presidente de la Comisión de Economía, el legislador chihuahuense explicó que si México decidiera imponer aranceles a la Unión Americana -como amagó la víspera el Presidente Donald Trump- de cualquier manera saldría perdiendo.
 
Si te pones a jugar a las vencidas en una guerra comercial, de aranceles, México y Estados Unidos perderían, pero México cuatro veces más. No es aconsejable entrarle al tú por tú en una guerra arancelaria porque saldríamos perdiendo", sostuvo el senador en entrevista.
 
La ruta a seguir, estimó Madero, es que el Presidente Andrés Manuel López Obrador acepte asumir compromisos concretos en materia migratoria, tal y como lo ha reclamado Donald Trump.
 

"Que especifique cuáles van a ser los compromisos de su Gobierno en la materia frente a la preocupación del Gobierno norteamericano en materia de migración", sugirió.

Urgen arreglo de buena voluntad con EU

El Presidente de la Comisión de Presupuesto de la Cámara de Diputados, Alfonso Ramírez Cuéllar, urgió a que el Gobierno federal busque un acuerdo con Estados Unidos en materia comercial, migratoria y de seguridad, sin ceder en que México se convierta en "Tercer País Seguro" para que aquí se reciban a refugiados que sean rechazados en esa nación.
 
Manifestó que son inminentes los riesgos para la economía mexicana si se concretan las amenazas de Trump de cobrar aranceles a todos los productos mexicanos que se exportan a Estados Unidos, por lo que es necesario tener lo más pronto posible un arreglo de "buena voluntad".
 
"Podemos vernos afectados en términos inflacionarios como en materia de crecimiento de la economía, de por sí maltrecha. Los pronósticos nos indican serias dificultades, con esto crecerán las dificultades.
 
"Los efectos para la economía son complicados, no solamente la depreciación del peso, la caída de la bolsa, el nerviosismo, que es lo más grave que se puede tener, en una serie de inversiones que ya estaban programadas, que se puedan retraer, y de esta forma exista una situación donde el crecimiento de la economía todavía se vea con mayores restricciones. Sería un impacto desastroso desde el punto de vista económico y financiero", reconoció Ramírez Cuéllar.
 
Consideró que la delegación mexicana encabezada por el canciller Marcelo Ebrard es trascendental para llegar a un proceso de negociaciones que considere una cumbre entre López Obrador y Trump.
 
"Se podría generar una cumbre entre los dos mandatarios, que puedan signar un acuerdo de largo plazo que dé certidumbre a las relaciones en materia comercial y también a establecer criterios cada vez más definidos en materia de migración y de combate a las drogas.
 
"Lo que no se puede hacer es que nos imponga (Trump) el criterio de 'Tercer país seguro' porque eso sería altamente dañino para la política migratoria que pone en el centro los derechos humanos", aseveró el diputado de Morena.
 
Agregó que mediante un acuerdo de buena voluntad se dará certeza en medio de la coyuntura y en un futuro próximo, en vista de que iniciará el proceso de ratificación del nuevo acuerdo comercial para América del Norte.
 
En entrevista, el legislador expresó su preocupación por los efectos que puede haber en las economías de diversos países la forma en que Trump busca imponerse con guerras comerciales.
 
Para el caso de México, citó, se ha hecho un esfuerzo por contener a la migración, pero con una estrategia de respeto a los derechos humanos. Eso debería ser reconocido, indicó.
 
"El presidente norteamericano no tiene por qué jugar con la suerte y la estabilidad económica de los países, simplemente por problemas domésticos de su campaña electoral.
 
"Creo que las afectaciones son de millones de seres humanos, se pueden devastar economías enteras por calculo de su proceso electoral interno", reclamó.

En esta nota

Comentarios