No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Dinero

Queda en vilo futuro de pequeñas constructoras y empresas contratistas

Con la declaración de suspensión de actividades no industriales, la construcción de proyectos residenciales, comerciales y de oficinas se detuvieron.

Avatar del

Por Agencia Reforma

Con la declaración de suspensión de actividades no industriales, la construcción de proyectos residenciales, comerciales y de oficinas se detuvieron, lo que deja en vilo a pequeñas constructoras y empresas que dependen de ellas.(Agencia Reforma)

Con la declaración de suspensión de actividades no industriales, la construcción de proyectos residenciales, comerciales y de oficinas se detuvieron, lo que deja en vilo a pequeñas constructoras y empresas que dependen de ellas. | Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Con la declaración de suspensión de actividades no industriales, la construcción de proyectos residenciales, comerciales y de oficinas se detuvieron, lo que deja en vilo a pequeñas constructoras y empresas que dependen de ellas.


Tal es el caso de Alejandra, quien trabaja en una empresa de diseño arquitectónico, que emplea a cuatro personas, en donde hacen proyectos para una empresa de electrodomésticos y servicios financieros que construye sus propias tiendas. 


Debido a que solo son contratistas, no recibirán el pago íntegro del proyecto hasta que se reanuden las actividades, relató la arquitecta que prefirió omitir datos de la empresa para la que labora.


Por lo menos hasta el 30 de abril cuando está previsto que concluya la suspensión de actividades, no tendrán ni trabajo, ni ingresos.


"La empresa no está preparada para enfrentar esta situación, ya que resulta complicado seguir pagando los gastos como la nómina del personal sin tener producción e ingresos", contó la empleada.


Alejandra no tiene certeza de cuánto tiempo más operará su empresa, ni hasta cuándo recibirá su salario y aunque sabe que hay grandes proyectos que se reanudarán al pasar la contingencia, duda que su despacho pueda competir por ellos", destacó.


Para T177, otra empresa de proyectos y obra tanto del sector vivienda, como de oficinas y comerciales que emplea a 30 colaboradores, la suspensión de obras suma presión a una industria que venía a la baja desde el año pasado, por el cierre de ventanillas e incertidumbre para inversiones.


José Luis Castelán, directivo de la empresa y presidente de Desarrollo Urbano de la Coparmex, reconoció que el panorama se ve complicado.

En esta nota

Comentarios