No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Dinero

México licita el primer tramo del Tren Maya a consorcio internacional Mota-Engil

Tras recibir catorce propuestas de empresas para el primer tramo, las labores comenzarán el 30 de abril con el cumplimiento de "las medidas de la autoridad sanitaria".

Avatar del

Por EFE

Tras recibir catorce propuestas de empresas para el primer tramo, las labores comenzarán el 30 de abril con el cumplimiento de "las medidas de la autoridad sanitaria".

Tras recibir catorce propuestas de empresas para el primer tramo, las labores comenzarán el 30 de abril con el cumplimiento de "las medidas de la autoridad sanitaria".

CIUDAD DE MÉXICO.-El Gobierno mexicano licitó este jueves por un monto de más de 15 mil 538 millones de pesos (más de 629 millones de dólares) el primer tramo de 227 kilómetros del Tren Maya, una de las obras emblemáticas del presidente Andrés Manuel López Obrador en el sureste del país.

En una sesión pública en redes sociales, el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) anunció como ganador al consorcio liderado por Mota-Engil México, de origen portugués, en convenio con China Communications Construction Company, y las mexicanas Grupo Cosh, Eyasa, y Gavil Ingeniería.

"Obtuvo la mayor puntuación de la suma de los resultados de la evaluación de la propuesta técnica y de la propuesta económica, y cumple con todos los requisitos en la legislación aplicable y en la convocatoria", dijo Arturo Ávalos, director de administración y finanzas de Fonatur, al leer el fallo.

El trayecto en cuestión recorre 227 kilómetros desde Palenque, en el estado de Chiapas, hasta Escárcega, en Campeche, donde se van a "rehabilitar y mejorar vías existentes del Ferrocarril Chiapas-Mayab", expuso Fonatur en un comunicado.

Tras recibir catorce propuestas de empresas para el primer tramo, las labores comenzarán el 30 de abril con el cumplimiento de "las medidas de la autoridad sanitaria", explicó el boletín, al ser uno de los "proyectos prioritarios" del Gobierno de México, como "lo ha instruido" el presidente López Obrador.

El mandatario ha afirmado que la construcción de los primeros cinco tramos generará cerca de 80 mil empleos en lo que queda del 2020 para el sureste de México.


Ante la crisis económica del coronavirus SARS-CoV-2, el presidente ha argumentado que se crearán dos millones de empleos, en parte, con sus obras emblemáticas en el sureste, como el Tren Maya, la refinería Dos Bocas y el Corredor Transístmico, además del nuevo aeropuerto Santa Lucía para la capital del país.

Sin embargo, esto ha despertado críticas de grupos empresariales y asociaciones civiles.

Apenas el martes, cerca de cien organizaciones civiles exigieron frenar el proyecto del Tren Maya porque "su construcción y el desalojo de personas no es esencial" durante la pandemia.

En una carta, las agrupaciones afirmaron que es "preocupante" continuar con la obra de un estimado de 120 mil millones de pesos (casi 5 mil millones de dólares), por lo que debería abrirse un diálogo con pueblos originarios y ambientalistas después de la emergencia sanitaria.

Aun así, la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS) manifestó su "conformidad" con el proceso de licitación del primer tramo del Tren Maya al participar en el análisis de las catorce propuestas.

"La presente emisión de 'conformidad' no es un procedimiento de auditoría o fiscalización, sino la contribución de una asistencia técnica en el marco de colaboración que las Naciones Unidas ofrece a sus asociados", escribió Fernando Cotrim, director en México de la UNOPS, en una carta.

El Diario Oficial de la Federación (DOF) publicó el martes un decreto que asigna a la empresa Fonatur Tren Maya, de participación estatal mayoritaria, los derechos para construir y operar durante 30 años la vía, que medirá mil 460 kilómetros en el sureste mexicano. 

En esta nota

Comentarios