No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Columnas Eduardo Ruiz-Healy

Y AMLO tenía razón

El jueves pasado se dio este intercambio entre una reportera y el presidente Andrés Manuel López Obrador durante su conferencia matutina.

Por Eduardo Ruiz-Healy

El jueves pasado se dio este intercambio entre una reportera y el presidente Andrés Manuel López Obrador durante su conferencia matutina:

Reportera: “La otra pregunta, Presidente, era sobre esta polémica de si su Gobierno ha importado o no ha importado petróleo crudo. La Secretaría de Energía dice que no, pero el Buró del Censo de Estados Unidos dice que sí, que sí han importado crudo”.

AMLO: “Hay que pedirle el informe a la Secretaría de Energía y a Pemex hoy y se informa. Yo no tengo información de que se esté importando petróleo crudo, pero vamos a pedir la información”.

La reportera se refería al informe mensual de exportaciones de petróleo estadounidense difundido el 30 de octubre pasado por la Administración de Información Energética de Estados Unidos (EIA) que anota que México importó 17 mil barriles de petróleo diarios en julio pasado.

El hecho de que la EIA lo afirmara sorprendió a muchos en virtud de que AMLO ha negado reiteradamente que durante su Gobierno se realicen esas importaciones.

Ese mismo jueves, en mi programa de radio y TV, el analista Ramsés Pech explicó que la importación reportada por EIA podría deberse a que Estados Unidos ya no aceptará que la mezcla mexicana de exportación enviada a ese país contenga 3.5% de azufre y que el ligero importado, combinado con el petróleo mexicano, podría servir para reducir dicho porcentaje al 0.5% que ahora exigen los estadounidenses.

Al día siguiente, viernes 11, en su conferencia de prensa, el Presidente aclaró así la situación: “En definitiva, es: No estamos importando petróleo crudo. El dato que se dio fue equivocado, el dato que se publicó en la prensa no corresponde a la realidad (…)

Entonces, lo aclaro para que no quede ninguna duda (…) hoy se va a entregar un informe al respecto para que tengamos todos los elementos”.

En la tarde de ese día, en mi programa, cuestioné la versión dada por el Presidente debido a que el dato no se publicó en la prensa, como él dijo, sino en el sitio de la EIA, que es un organismo del Gobierno estadounidense, lo que lo hacía oficial.

Supuse que al Presidente no le estaban dando la información correcta los dos principales funcionarios del sector energético: La secretaria de Energía, Rosario Nahle, y el director general de Pemex, Octavio Romero. Conjeturé que, tal vez, no le están comunicando adecuadamente las cosas a su jefe porque, como se dice, se comenta y se rumora, hay una fuerte y creciente rivalidad entre ambos. Y concluí que era verídica la única información oficial disponible, la de la EIA, mientras que el Gobierno mexicano no demostrara lo contrario.

Poco después de terminar mi programa recibí la siguiente nota informativa de la agencia Bloomberg: “El Buró del Censo de los Estados Unidos dice que sus datos sobre las exportaciones de petróleo a México son incorrectos (…) dice que México no importó crudo en julio y agosto. El Gobierno de México había negado que el País hubiera importado crudo (…) El Buró identificó un informe erróneo de las presentaciones de exportaciones de petróleo crudo a México y determinó que las correcciones a sus datos eran necesarias”.

Con base en esa aclaración sólo queda aceptar que AMLO tenía razón y estaba muy bien informado sobre el asunto.

Comentarios