Tendencias
Cintilla de tendencias

Covid-19

Emma Coronel

Galilea Montijo

VIH

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Nicaragua: Daniel Ortega pierde las elecciones

En la elección del próximo noviembre el 65% de los electores en Nicaragua votaría por cualquiera de los siete candidatos opositores,

Por Rubén Aguilar

En la elección del próximo noviembre el 65% de los electores en Nicaragua votaría por cualquiera de los siete candidatos opositores, hoy en la cárcel, y los dos que se encuentran en el exilio, y sólo el 19% por Daniel Ortega, el actual presidente, según la última encuesta de CID-Gallup realizada en septiembre pasado.

Confidencial, el periódico digital que desde el exilio en Costa Rica dirige Carlos Fernando Chamorro, dio a conocer, el pasado miércoles, los resultados de esta encuesta, que pone en evidencia el por qué Ortega ha encarcelado a los candidatos opositores y se niega a que haya una contienda electoral que pueda ser reconocida como tal.

La encuestadora registra que desde mayo pasado Ortega y el FSLN, su partido, empiezan a caer en la intención del voto. En ese mes el 39% decía que votaría por un candidato de la oposición, 28% a favor de Ortega y el 33% no sabía o no quiso responder a la pregunta.

Así, entre mayo y septiembre, Ortega pierde 14 puntos, mientras el apoyo al “candidato opositor”, siete precandidatos presos y dos en el exilio, aumenta 26 puntos, y el porcentaje de respuestas de no sabe-no responde se reduce en 17 puntos.

Los siete candidatos encarcelados por el régimen de Ortega, para que no participen en la elección, tienen una mejor valoración que el actual Presidente que tiene 64% de opinión desfavorable y 34% favorable y su esposa Rosario Murillo, la vicepresidenta, 60% y 37% respectivamente.

Y en el caso de los candidatos opositores: Juan Sebastián Chamorro tiene 63% de opinión favorable y 32% desfavorable; Cristiana Chamorro 62% y 33%; Miguel Mora 56% y 38%; Félix Maradiaga 56% y 39%; Medardo Mairena 53% y 40 % y Arturo Cruz 52% y 39% respectivamente.

La encuesta de CID-Gallup-Costa Rica también registra la percepción ciudadana sobre la represión que el régimen Ortega-Murillo desató desde finales de mayo, que ha encarcelado a 37 nuevos presos políticos, entre precandidatos presidenciales, dirigentes opositores, líderes estudiantiles, periodistas y empresarios.

A la pregunta sobre estos encarcelamientos; el 51% de los encuestados los rechaza “complemente”; 21% dice estar “poco de acuerdo”; 15% dice estar “algo de acuerdo” y solo un 11% responde estar “mucho de acuerdo” con las medidas represivas del Gobierno.

La gran mayoría de los encuestados rechaza a los partidos políticos. El 77% responde que no tiene ningún partido como favorito. El 8% dice es el FSLN; 5%, Ciudadanos por la Libertad; 2%, Unidad Azul y Blanco y 2%, PLC. Un 6% de las preferencias se reparte en otras organizaciones políticas.

Para tener una idea de lo que ocurre conviene considerar que en 2012, el FSLN tenía una aceptación del 54% y ahora sólo del 8%. Una caída de 46 puntos. El 57% de los encuestados no confía en el Consejo Supremo Electoral (CSE) y el 30% sí. Hay pruebas de que es un órgano controlado por el régimen de Ortega-Murillo.

El 51% de los encuestados responde que es “muy probable” vaya a votar; 31% dice es “poco o nada probable”, 17% que es “algo probable”. El 1% no supo responder o se negó. En las actuales circunstancias, con siete de los candidatos opositores en la cárcel y dos en el exilio, y un órgano electoral controlado por Ortega-Murillo no hay ninguna posibilidad de que haya elecciones libres.

En Nicaragua, el próximo domingo 7 de noviembre habrá una farsa electoral todavía mayor a los anteriores procesos. En ella van a ser reelectos Ortega y Murillo. La dictadura en Nicaragua dará un paso más en el control del poder del Estado. Las posibilidades de maniobra de la oposición son mínimas. ¿La comunidad internacional se sumará a la farsa? ¿México se sumará a la farsa?

Rubén Aguilar Valenzuela

Twitter: @RubenAguilar

Comentarios