No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Tijuana

Quedan en la calle comerciantes de Plaza Constitución

Los propietarios de los establecimientos y mercancías están en espera de que las autoridades les permitan el ingreso.

Avatar del

Por José Ibarra

Por temor a robos, los locatarios mantienen vigilancia.(José Ibarra)

Por temor a robos, los locatarios mantienen vigilancia. | José Ibarra

Por un lado están las cenizas del fuego que consumió sus fuentes de ingreso y por otro, el agua de la lluvia que caía este martes mientras esperaban respuestas.

Es el escenario al que se enfrentan los locatarios de la Plaza Constitución en el Centro de Tijuana, ya que hace una semana vieron perdidos sus puestos debido a un incendio que aún es investigado.

“Solamente nos queda esperar, en mi caso sí se me quedó toda la mercancía ahí. Realmente no sé qué tanto se salvó o se quemó”, expresó Luis Felipe Hernández, uno de los comerciantes.

Los vendedores están organizando guardias para vigilar tanto en el día como en la noche y es que desde que fue el siniestro no han podido entrar a sus locales para ver si hay mercancía que pudieran rescatar, además que temen que los ladrones se la pudieran llevar.

“Estamos aquí listos para corretearlos y no dejar que se lleven las pocas cosas que se pudieran rescatar, y es lo que estamos ahorita esperando, la autorización para poder entrar pero sí están duros los malandros”, dijo Julián Huerta, otro de los locatarios de la Plaza Constitución.

Los apoyos

En la calle colocaron una lona, mesas y sillas para esperar. Algunos ciudadanos han sido solidarios y les han hecho donativos como sodas, café, aguas o alimentos.

Para subsistir, Esther Urieta está vendiendo artículos en la vía pública, de los pocos que no tenía en el local durante el incendio.

“Cuando ocurrió nosotros estábamos en nuestras casas, todavía no abríamos aquí, nos enteramos por los mismos familiares que iban pasando y nos hablaron y avisaron que se estaba quemando la plaza”,  declaró Esther.

A los comerciantes les dijeron que el edificio podría operar de nuevo en mayo, pero mientras hicieron un llamado al Gobierno (del Municipio, Estado o Federación) para que les facilite permisos temporales de venta ambulante o apoyos económicos en lo que vuelven a abrir.

“Que nos den un apoyo, que se acerquen como autoridades, hay muchos apoyos para otras cosas y aquí que vengan y vean y nos apoyen, son más de 60 locales, titulares y sus trabajadores, en casi la mayoría es su principal sustento económico”, mencionó el locatario Juan Cisneros.

La vida de estas personas se transformó literalmente de la noche a la mañana, son comerciantes que por lo pronto no pueden comerciar y por ello están pidiendo el apoyo de las autoridades y la población en lo que se recuperan.

Fotos: José Ibarra
En esta nota
  • Incendio
  • Comerciantes

Comentarios