Tijuana

Arman reos otro motín (3era parte)

Avatar del

Por Luis Gerardo Andrade

Arman reos otro motín (3era parte)

Arman reos otro motín (3era parte)

Por increíble que pareciera, un segundo motín se registró en la penitenciaría de La Mesa tres días después del primero; este resultó ser el más sangriento pues en él fallecieron 19 reos al interior del Cereso.

A pesar de que las autoridades habían controlado el motín que se presentó el 14 de septiembre, por la tarde del 17 de septiembre uno nuevo inició, otra vez los internos salieron de sus celdas.

Miles de familiares permanecieron a las afueras de la penitenciaria, quienes constantemente estaban gritando los nombres de sus seres queridos para saber si estaban bien.

Debido a la falta de comunicación, de la distorsión de lo que había pasado, provocó que los internos volvieran amotinarse, incluso hubo declaraciones que los custodios dejaron salir a los reos por miedo.

De nuevo las hogueras, los gritos, los internos en los techos de edificios, las pedradas hacia el interior, los familiares quemaron vehículos que se encontraban estacionados a las afueras de la penitenciaria.

Julián Leyzaola Pérez, quien encabezó el operativo para recuperar el control en el primer motín, señaló que de nuevo le llamó Jorge Ramos Hernández para pedirle que participara.

Sin embargo, debido a que en esa ocasión no le entregaron el control de la Policía Estatal y porque arribó la Policía Federal, Leyzaola Pérez solamente coordinó a la Policía Municipal para que brindara protección alrededor del perímetro.

“Fue cuando le dije al Presidente (municipal), a Jorge, no vale la pena, aquí las cosas se van a poner muy graves, porque va entrar la Policía Federal, yo sé cómo controlar esto pero si ellos quieren hacerlo pues que lo hagan”, dijo.

Minutos más tarde arribaron los agentes federales y se tiene documentado con fotografías cómo abrieron fuego a una puerta de aluminio, por la cual ingresaron minutos después.

El segundo motín tardó más tiempo en ser controlado ya con la intervención de los policías, y al final se encontraron un total de 19 cadáveres, la mayoría de ellos calcinados.

Al final nunca se mencionó quiénes y cómo murieron esos 19 reos, aunque hay declaraciones que fueron los mismos internos quienes los privaron de la vida por ser informantes.

A los tres días del segundo motín la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) informó que habían sido siete reos quienes organizaron el motín, quienes fueron enviados al penal de alta seguridad de La Palma, en el Estado de México.

Ellos fueron Víctor Aguilar Sánchez; Luis Reyes Cháirez; Carlos Arellano Cabrera; Miguel Arellano Cabrera; Martín Madrigal Cazares, y Francisco Cantú Carlos, este último, meses antes había matado un interno, luego lo decapitó.

Se le hizo justicia a Israel
Un año más tarde de haber ocurrido los motines, se detuvo a Marco Antonio Ibarra Chávez, el comandante de los custodios que estuvo involucrado en el asesinato de Israel Blanco Márquez.

Las autoridades señalaron que el acusado y el subcomanadante Daniel Ibarra Pérez, aún prófugo, golpearon a la víctima y sus compañeros de celdas porque encontraron celulares y droga adentro.

Debido a que eran los custodios quienes controlaban el ingreso de teléfonos celulares y droga, se ensañaron con Israel para que les dijera quién los estaba ingresando, pero perdió la vida luego de la golpiza que recibió.

Esa fue la última información oficial del caso por parte de la PGJE, para este trabajo se solicitó si había avances pero no se tuvo respuesta.

Comentarios