Estilos

La buena alimentación es la clave para la diabetes canina

Avatar del

Por Tomada de la Red

La buena alimentación es la clave para la diabetes canina

La buena alimentación es la clave para la diabetes canina

Los riesgos de las altas temperaturas no dejan de sucederse en forma de golpes de calor o la puesta en contacto de las mascotas con diferentes parásitos externos. Sin embargo, los profesionales señalan que, si ya es duro sobrellevar estas condiciones climatológicas, lo es más para un animal que padece alguna complicación de salud. Es el caso de la diabetes, una enfermedad que se caracteriza por la incapacidad del cuerpo para producir insulina, una hormona cuya carencia provoca altos niveles de azúcar en sangre.

Los profesionales de la clínica veterinaria San Jorge de Ibiza explican que “la diabetes surge cuando el páncreas del animal no produce suficiente insulina o si las células de su cuerpo no pueden aprovecharla”. A partir de ahí diferencian entre la diabetes de tipo 1, que requiere de ”insulinoterapia” o la administración de insulina para toda la vida y la diabetes de tipo 2, que afecta más a los gatos, según los mismo expertos.

“La diabetes de tipo 1 suele afectar más a perros de mediana o avanzada edad, a hembras que no hayan sido esterilizadas y a razas con dicha predisposición como los Beagle o los caniches entre otros”, estiman los expertos de la clínica veterinaria San Jorge, indicando que los síntomas más comunes que experimentan los perros con diabetes son que “el animal bebe y orina en exceso, tiene un mayor apetito aunque pierde peso y en general se encuentra aletargado”.

Dado que estos síntomas suelen diagnosticarse en otras enfermedades, los expertos recomiendan llevar al perro a la clínica veterinaria más cercana para confirmar la presencia de diabetes. Una vez que se diagnostica al perro con diabetes, se procede a administrarle un tratamiento basado en la insulinoterapia, cuyas dosis variará en función del peso y las necesidades de cada perro. De cualquier forma, “la esperanza de vida de un perro con diabetes tratada con insulinoterapia será similar a la de cualquier mascota sana”, detallan los expertos de la clínica veterinaria San Jorge.

UNA DIETA RICA EN CARBOHIDRATOS

Los profesionales señalan que, además de la insulinoterapia, la dieta es fundamental para controlar los niveles de azúcar en la sangre del animal, advirtiendo que un perro obeso necesita más dosis de insulina.

Por tanto, “el animal debe seguir un régimen alimenticio basado en carbohidratos complejos como el almidón y la fibra donde sus raciones diarias tendrán siempre la misma cantidad y serán administradas a las mismas horas", señalan los expertos de la clínica veterinaria San Jorge.

Con todo, los profesionales desaconsejan dar al animal cualquier aperitivo o golososina que no sea específico para perros diabéticos.

PRÁCTICA REGULAR DE EJERCICIO FÍSICO

Por último, los expertos creen conveniente la práctica de ejercicio como complemento a la insulinoterapia y a la dieta rica en carbohidratos. La razón es que la actividad física consume energía, permitiendo al cuerpo del animal absorber mejor la insulina.

Por ello, los profesionales de la clínica veterinaria San Jorge recomiendan que el animal también practique de forma regular ejercicio.

Esta información es meramente orientativa. En Animal’s Health, le recordamos que, ante cualquier duda, lo mejor es que lleve a su mascota al veterinario./http://www.animalshealth.es/mascotas/una-buena-alimentacion-clave-para-el-control-de-la-diabetes-canina
En esta nota
  • Mascotas

Comentarios