Espectáculos Local

Julio M. Romero expone Borderlands en Pasillo de la Fotografía del Cecut

“Construyo las fotos, no es un trabajo documental, sino el acercamiento a lo cotidiano desde una guía y una intención de crear y luego mostrar”, sostiene el autor.

Avatar del

Por Redacción

El quehacer fotográfico de Romero le ha permitido al artista recuperarse de un arduo camino interior y al mismo tiempo retomar su espacio en Tijuana(Cortesía)

El quehacer fotográfico de Romero le ha permitido al artista recuperarse de un arduo camino interior y al mismo tiempo retomar su espacio en Tijuana | Cortesía

Mediante el recuento de lo cotidiano y a través de la lente, Julio M. Romero exhibe desde este miércoles 14 de agosto la muestra Borderlands en el Pasillo de la Fotografía Vidal Pinto del Centro Cultural Tijuana, organismo de la Secretaría de Cultura.

El planteamiento discursivo en las imágenes digitales que Romero propone tiene un hilo conductor, la vida cotidiana, “esto tiene mucho que ver con la formación que recibí de mis maestros Javier Ramírez Limón, Luis Felipe Ortega e Yvonne Venegas, y sobre todo el trabajo del maestro de estos dos últimos, Allen Frame, a partir del cual decidí hacerme artista”, explicó el fotógrafo.

“El trabajo de Frame es autobiográfico, el día a día, también me influyó la historia de la fotografía como arte, pues desde que se aceptó como una más de las artes, no veo la forma de hacer proyectos artísticos que no incluyan lo cotidiano”, reveló el fotógrafo, quien incluye en su trabajo objetos recuperados en largas caminatas por la playa, con las que construye objetos para fotografiarlos después.

Momentos antes de dar por inaugurada Borderlands, la directora general del Cecut, Vianka R. Santana, señaló: “Siempre celebramos la llegada de la obra de un creador como esta, que deconstruye algunos elementos de nuestra frontera y nos invita a repensarlos en otras formas y en otras líneas”.

 “También celebramos el trabajo del maestro Vidal Pinto, una gran figura de la fotografía en Baja California, pero además un hombre entrañable para todos quienes lo conocimos, un hombre que amaba la música y la literatura, que transitó por diferentes lenguajes fotográficos y se aventuró a transgredir las reglas del juego de la imagen y a romper con los tabúes”, añadió la funcionaria federal.

La directora del Cecut aprovechó la ocasión para hacer un reconocimiento al personal que labora en las distintas áreas de la institución, al que definió como “un equipo extraordinario”.

“Cuando uno viene como público”, precisó, “no imagina el trabajo minucioso de todas las áreas que hay detrás para que pasen cosas aparentemente sencillas, un trabajo logístico, administrativo, pero también de investigación y creativo que tiene una coordinación intrainstitucional”.

El quehacer fotográfico de Romero le ha permitido al artista recuperarse de un arduo camino interior y al mismo tiempo retomar su espacio en Tijuana, que abandonó en 2008 para radicar en las ciudades de Los Ángeles y Berkeley, California, donde comenzó a fotografiar modelos desde una perspectiva singular y de búsqueda novedosa, hasta objetos a los que busca dotar de un simbolismo íntimo.

 “Construyo las fotos, no es un trabajo documental, sino el acercamiento a lo cotidiano desde una guía y una intención de crear y luego mostrar”, apuntó Romero.

Para conocer el resto de las actividades puede consultar www.cecut.gob.mx, www.mexicoescultura.com o www.facebook.com/cecut.mx.

Fotos: Cortesía
En esta nota

Comentarios