No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Espectáculos Local

Julieta Venegas 'sola y sin adornos'

Julieta Venegas solo necesitó cuatro instrumentos y su talento para conquistar una vez más el cariño de su público tijuanense reunido en la explanada del Cecut.

Avatar del

Por Andrea Garcia

1/3
Julieta Venegas 'sola y sin adornos'(Sergio Ortiz)

Julieta Venegas 'sola y sin adornos' | Sergio Ortiz

Julieta Venegas 'sola y sin adornos'(Sergio Ortiz)

Julieta Venegas 'sola y sin adornos' | Sergio Ortiz

Julieta Venegas 'sola y sin adornos'(Sergio Ortiz)

Julieta Venegas 'sola y sin adornos' | Sergio Ortiz

“Gracias por quererme así, sola y sin adornos”, dijo Julieta Venegas casi al finalizar su concierto en Tijuana, la noche del pasado sábado en la explanada del Centro Cultural Tijuana, Cecut.

Y es que la cantautora fronteriza se despojó de toda producción y solo se arropó de cuatro instrumentos, uno a uno tocados por ella, en un “desenchufado” absoluto, donde más de 9 mil fanáticos ocuparon la calle, para venerarla y corear sus canciones.

Era pues, la nueva Julieta Venegas, esa que regresó de Argentina, luego de una catarsis, que la llevó a una madurez musical y a reencontrarse con ella misma.

Se le veía feliz, estaba en su tierra, en ese espacio al que tantas veces acudió y al que, dijo, es un sitio para manifestar toda expresión, donde todo debe ser expuesto en colectividad.

Con un saco abultado en tono aperlado, un vestido negro, cabello recogido, sin tanto maquillaje, subió al escenario y se sentó frente al piano de cola para interpretar “Ilusión”.

Las canciones que el público esperaba desde el inicio no llegaron de inmediato, era la cantautora mostrando la piel de su intimidad, una noche distinta, que lejos de reprocharle, le cobijó en todo momento.

Acompañada también de guitarra, un cuatro venezolano y su inseparable acordeón, la intérprete siempre fue agradecida con su Tijuana.

“Mi Tijuana querida, siempre te voy a llevar en mi corazón, gracias, por tanto, gracias por acompañarme, por estar aquí, por luchar siempre”, destacó.

Evocó temas de José Alfredo Jiménez como “Canta, canta, canta” y “Paloma querida”, le dio voz a “Esta vez” poema de Gustavo Herrera, interpretó “La enamorada”, “Seguiré viva” y “Desesperada” de su puesta teatral en Argentina.

De las partes memorables destacó el agradecimiento e invitación del ensamble coral del CAM para el tema “Sí”, el acompañamiento de Armando Pesqueira, director del instituto para “Lento” y la presencia de su “hermana del alma”, la cantautora Ceci Bastida.

Venegas fue puntual, inició a las 21:00 horas como estaba establecido e interpretó más de 18 temas para finalizar con las viejitas, esas que alebrestaron el corazón del público como “Me voy”, “Limón y sal”, “De mis pasos” y “El presente”.

Julieta y Soda Stereo

Soda Stereo en la vida de Julieta Venegas representa mucho, de entrada, eso fue un sí absoluto para formar parte de la gira “Gracias totales: Soda Stereo”.

“Desde mi adolescencia, las primeras bandas de mis amigos tocaban canciones de ellos, acá en Tijuana casi no se escuchaba música en español, no sé cómo que siempre ha sido un grupo que marcó mucho mi vida desde entonces.

“Después cuando yo hice un show grande en México fue abriendo un show de ellos, la despedida de Soda en su momento, han estado siempre y les tengo amor y respeto, no se diga a la memoria de Gustavo”, recalcó, “Aun cuando es un show complejo, es muy emotivo”.

A detalle

Julieta Venegas

“Tijuana mi amor”

Inicio: 21:00 horas

Final: 22:45 horas

Las más coreadas: “Sí”, “Lento”, “Me voy”, “Limón y sal” y “El presente”

En esta nota
  • Conciertos en Tijuana
  • Julieta Venegas

Comentarios