Columnas En México sólo existe una voz

Radiactiva*

Por Jousín Palafox*

Si piensas diferente no sólo eres tachado de opositor, sino de traidor a la patria o algo peor. Y si te atreves a preguntar algo que no pueda contestar el artífice de la Cuarta Transformación, entonces eres un auténtico agitador. La lógica, los números y el sentido común, no tienen ningún sentido ni valor ante las opiniones de López Obrador. Si él dice que no intervenir en Venezuela no significa aplaudir o apoyar a un dictador, entonces esa es la verdad absoluta, porque ya lo dijo el inmaculado señor. Lo más chistoso es que sus enamorados viven en el pasado, aferrados a más de 80 años de tiranía y no recuerdan que los opositores del autoritarismo, también le reclamamos a Salinas, Zedillo, Fox, Calderón y EPN, cada vez que actuaron en su propio beneficio. Claro que levantamos la voz con Peña Nieto y su Casa Blanca o con Calderón y su mal encaminada guerra contra el narco o su presunto alcoholismo que nunca negó a nivel institucional y no se digan las mil y una veces que reclamamos a Fox que su Martita, era a la que veíamos gobernar. Ante la estupidez, la tiranía y el abuso del poder, nunca nos hemos cruzado de brazos y muchos de los nuestros pagaron con la vida, fueron acallados a balazos. No es en contra del PEJE nuestra bronca y no estamos apostando a que fracase su presidencia, simplemente somos analíticos de sus acciones y decisiones viscerales o necias, tal como lo hicimos en otras décadas. Aquellos a quienes califican de PRIANISTAS o “derechairos”, en su mayoría siguen siendo pensadores libres y revolucionarios. Ningún otro presidente en la época moderna había agredido verbalmente ni había puesto calificativos sobre los ciudadanos y periodistas, sólo por descalificarlos. Esa imprudencia, falta de tacto, criterio o estupidez, no la hizo ni Peña y eso que nunca brilló por su lucidez. En México sólo existe una voz y es la del gran López Obrador. El criterio de muchos de sus “enamorados” depende sólo de lo que opine ese señor y sí él apunta con su dedo sagrado a un comunicador, entonces sólo verdades saldrán de su boca y su pluma, pero si a AMLO le molesta una pregunta, entonces dicho comunicador es un falso, vendido y provocador. Si lo dice el Presidente, entonces es verdad y si no, hasta la ciencia misma debe estar mal. A como van las cosas, les aseguro que el día que el PEJE diga que el agua engorda o es dañina, sus seguidores que sean padres de familia, comenzarán a hidratar a sus hijos con tequila. * El autor es graduado de la licenciatura en Derecho de la UABC, 
escritor y conductor de radio.

Comentarios