Columnas La evasión fiscal en México

Lex Tributum

Por

La evasión fiscal en el país es un problema cultural que se ha venido tratando de erradicar por parte de la autoridad fiscal a través de distintos medios como lo es con el otorgamiento de aprovechamientos al contribuyente, descuentos, condonaciones, a través del combate de la informalidad, etc. Aunque la tasa de evasión fiscal ha disminuido, persisten algunos factores que frenan la recaudación o bien, que retrasan la lucha por parte del estado. La tasa global de la evasión en México pasó, de 2005 a 2016 del 4.1% al 16.1%, de acuerdo con el Estudio Evasión Global 2017, mismo que elaboró la Universidad de las Américas Puebla, por encargo del propio Servicio de Administración tributaria (SAT), dicho estudio refleja que la mayor evasiva tiene lugar a través del Impuesto al Valor Agregado (IVA), así como el Impuesto Sobre la Renta (ISR), que son considerados como dos de los impuestos que mayor impacto tienen en la economía del país. Así las cosas, el monto que podría recaudar el Estado asciende a un billón 400 mil millones de pesos, esto si logra continuar con la modernización tecnológica en el proceso de supervisión del pago de impuestos y reducir la evasión, atacar la informalidad y empresas fantasma. De lograr su cometido, la siguiente administración en el poder podría obtener entre 5 y 7 puntos de PIB suplementario de ingreso, esto sin llevar a cabo modificaciones impositivas, lo cual representa un monto equivalente al 1.4 billones de pesos anuales de ingresos extras, sin embargo veo necesario reducir el IVA en la frontera, pues ello ha originado que nuestra entidad se haya vuelto la ciudad con mayor inflación en el país, además de que no ha logrado los resultados esperados. En ese orden de ideas, si como se tomara como una medida el hecho de eliminar exenciones y tasa cero del Impuesto al Valor Agregado, se podrían recaudar hasta 932 millones de pesos. Respecto de los bienes y servicios a tasa cero, representarían y un 2.3% del PIB, esto es 392 mil millones de pesos, de los que 269 mil provendrían de alimentos. Esto según el mencionado estudio, efectuado por la UDLA. Con lo que a la informalidad respecta, esta debe ser atacada mediante la incorporación de esquemas de participación a pequeñas y medianas empresas en el sector formal y diseñar un programa efectivo que imponga por lo menos el diez por ciento de tasa impositiva en las actividades informales, se estima que podría llegarse al monto aproximado de 400 mil millones de pesos anuales. * El autor es abogado fiscalista.

Comentarios