Columnas

El Acuaférico

Agua sí hay, pero no cómo llevarla al Norte de la ciudad.

Por Juan Carlos Zúñiga

La distribución del agua en Hermosillo entró en crisis esta semana y por lo menos 20 mil usuarios de 35 colonias tuvieron problemas de abasto.

Agua sí hay, ha reiterado el organismo operador, pero no tiene cómo llevarla al Norte de la ciudad.

La alcaldesa Célida López Cárdenas ha dicho que se requiere construir un acuaférico, que no es otra cosa que la continuación del Ramal Norte, obra inconclusa y suspendida en 2014 por el Gobierno de Enrique Peña Nieto por no tener el Manifiesto de Impacto Ambiental. Para ello, además de los permisos federales, se necesitan 254 millones de pesos.

Lo más conveniente es que el acuaférico se construya sobre el trazo original del Ramal Norte, pues ya hay 150 millones de pesos de tubería enterrada y disponible para el proyecto, y el presidente López Obrador ha dicho que quiere concluir obras sin terminar y para ello el Gobierno municipal ha gestionado recursos con la Conagua y con el Fondo Metropolitano de la Sedatu.

Con récords de temperaturas máximas entre lunes y jueves, apagones de energía eléctrica en pozos por parte de la Comisión Federal de Electricidad y vandalismo en los mismos (hay nueve denuncias ante la FGJE), la situación tronó en el Norte de la ciudad al grado de que vecinos tomaron los bulevares Solidaridad y Lázaro Cárdenas para manifestar su inconformidad por la falta de agua.

Quizá la percepción de que con el Acueducto Independencia ya teníamos el problema resuelto, los hermosillenses hemos dejado de usar tinacos y no hemos migrado del “cooler” -que gasta bastante agua- a los aires acondicionados. Todavía en la ciudad hay 40 mil “coolers”, según datos de Victoria Olavarrieta, directora de Agua de Hermosillo (Aguah).

Es un mito que la ciudad viva del agua de la presa Plutarco Elías Calles, mejor conocida como “El Novillo”, pues de los 4 mil litros por segundo que consume la ciudad, sólo 1 mil 200 provienen del acueducto. Los 2 mil 800 restantes son de las fuentes tradicionales, es decir, de los pozos de Los Bagotes (obra que hizo la alcaldesa María Dolores del Río), Mesa del Seri, La Victoria, El Realito, Pueblitos y Willard. 

La directora de Aguah me dijo en entrevista que la administración municipal respeta los acuerdos que Conagua hizo con los productores del Valle del Yaqui para no extraerle más agua a la presa El Novillo, además de que el líquido del acueducto es más caro que el de las fuentes tradicionales.

Por lo pronto, la presidenta municipal ya le presentó el proyecto del acuaférico al presidente Andrés Manuel López Obrador, el cual contempla aprovechar la infraestructura ya hecha para el Ramal Norte, incluida una planta potabilizadora en el Norte que se quedó con 80% de avance, y no descarta la posibilidad de que capital privado pudiera participar en la obra.

Matrimonio igualitario

En los próximos días, la diputada de Morena, Yumiko Palomarez, presentará la iniciativa para reformar el Código de Familia a fin de que parejas del mismo sexo puedan contraer matrimonio civil. En su propuesta no irá el tema de la adopción para facilitar que transite lo primero.

Esta semana, la diputada Miroslava Luján, también de Morena, presentó una iniciativa para que el Registro Civil admita, sin un juicio de amparo de por medio, el cambio de identidad de género. Es decir, que una persona registrada como varón pueda cambiar a una identidad femenina y viceversa.

Colectivos que han respaldado y participado en los foros organizados por la diputada Palomarez levantaron la ceja cuando supieron de la iniciativa de la diputada Luján, pues en Sonora, donde hasta la izquierda es conservadora, promover el cambio de identidad de género en las actas de nacimiento al mismo tiempo que el matrimonio igualitario pudiera ser una estrategia para dinamitar esto último.

Hay que recordar que los influyentes grupos conservadores que están en desacuerdo con el matrimonio igualitario promovieron en su momento las reformas constitucionales de agosto pasado con la intención, entre otras cosas, de dificultar el otorgamiento de derechos a mujeres y homosexuales.

Así que no sería extraño que estos mismos grupos estén detrás de la iniciativa para facilitar el cambio de identidad en las actas de nacimiento con el objetivo de que se polemice a tal grado de que se mande a la “congeladora” la iniciativa de los matrimonios igualitarios. 

Comentarios