No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mundo Negligencia médica

Muere horas después de dar a luz, doctor le arranca los órganos al sacarle la placenta

Mi hija sufría, gritaba de dolor", dijo su padre Dmitry Malyukov, de 47 años, pero el médico no le prestó atención.

Avatar del

Por Redacción GH

El Comité de Investigación de Rusia ha revelado que los médicos culpables del caso podrían pasar hasta 3 años en la cárcel si son condenados por homicidio culposo.(Pixabay)

El Comité de Investigación de Rusia ha revelado que los médicos culpables del caso podrían pasar hasta 3 años en la cárcel si son condenados por homicidio culposo. | Pixabay

Una joven que recién había dado a luz a su bebé murió horas después de que un médico arrancara los órganos sexuales internos, al momento de querer sacarle la placenta. Su madre pide justicia.


Alisa Tepikina, de 22 años, sonrió a su hija recién nacida, pero fue asesinada poco después de sufrir un "dolor insoportable" cuando un obstetra intentó extraer la placenta de su útero, publicó Daily Mail.

The Sun


La madre de la víctima, Svetlana Malyukova, de 42 años, reveló que todos los órganos sexuales habían sido arrancados, igual que la placenta de su bebé.


Según relató Malyukova, el médico había llamado a un obstetra de sexo femenino, de 27 años de edad, cuando no apareció la placenta y destacaron que el especialista jaló el cordón umbilical “violentamente”.


Mi hija sufría, gritaba de dolor", dijo su padre Dmitry Malyukov, de 47 años, pero el médico no le prestó atención.


Su padre también reveló que el dolor causó un shock doloroso, sangrado severo, causando que Alisa cayera en coma. Luego sufrió un paro cardíaco y nunca recuperó la conciencia.


Médicos pidieron un helicóptero para trasladarla a otro hospital, pero se consideró que estaba demasiado débil para volar.


Cuando la bebé nació el esposo de Alisa, Nikolay Tepikin, de 22 años, había llevado a su hija a otra clínica, ya que tenía una lesión menor en el cuello.

Pixabay


Cuando regresó, varias horas después, le dijeron que su esposa estaba gravemente enferma y le permitieron sentarse con ella. Después le avisaron que había muerto.


El Comité de Investigación de Rusia ha revelado que los médicos culpables del caso podrían pasar hasta 3 años en la cárcel si son condenados por homicidio culposo.
 

En esta nota

Comentarios