No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Mundo

Elige Cuba a Miguel Díaz-Canel como su nuevo presidente

La noticia llegó por primera vez a los cubanos y al mundo en general a través de blogs en los sitios web de los medios estatales.

Avatar del

Por AP

Elige Cuba a Miguel Díaz-Canel como su nuevo presidente(AP)

Elige Cuba a Miguel Díaz-Canel como su nuevo presidente | AP

LA HABANA.- El máximo órgano legislativo de Cuba ya no incluirá a miembros de la generación histórica de ex rebeldes del país, parte de una reforma política más amplia que comenzó a entrar en vigencia el jueves.

Miembros de la Asamblea Nacional votaron casi por unanimidad a favor de que Miguel Díaz-Canel, de 59 años, permaneciera en el cargo de presidente. También votaron por Esteban Lazo, de 75 años, para seguir siendo jefe de la Asamblea Nacional. Bajo la reforma, Lazo también se convierte en jefe del Consejo de Estado, el máximo órgano legislativo, un cargo que anteriormente ocupó Díaz-Canel y sus predecesores Raúl Castro y Fidel Castro.

El Consejo de Estado supervisa la aprobación de nuevas leyes y supervisa al presidente de la república. En los próximos meses, Díaz-Canel nombrará a un primer ministro para dirigir los trabajos diarios del gobierno. En el papel, los cambios dividen los poderes de la presidencia una vez dominante en manos de Fidel y luego Raúl Castro, quien simultáneamente ocupó todos los cargos más importantes del país.

Al dirigirse a la asamblea, Díaz-Canel dijo que el país resistía la escasez de energía provocada por la nueva sanción impuesta por la administración Trump, que dice que quiere obligar a Cuba a abandonar su apoyo al presidente venezolano Nicolás Maduro.

"Si ha habido algo bueno en estos días tensos ha sido que ha revelado la tremenda capacidad de Cuba para trabajar de manera más eficiente", dijo Díaz-Canel. "Cuanto más nos atacan e intimidan, mayor será nuestra voluntad, nuestra fuerza nacional, nuestra unidad".

No está claro si los cambios realmente afectan el funcionamiento del poder en Cuba, un estado de partido único cuyos procesos de toma de decisiones siguen siendo opacos. Raúl Castro sigue siendo el jefe del Partido Comunista, la máxima autoridad en la isla. Y los servicios militares y de inteligencia del país ejercen una profunda influencia sobre prácticamente todos los trabajos del estado.

Los votos del jueves fueron los primeros en poner en práctica la reestructuración del gobierno contenida en una reforma constitucional aprobada en un referéndum nacional este año. Una intención declarada de la reforma es pasar el control del gobierno cubano a las nuevas generaciones después de décadas dominadas por los viejos combatientes de Castro, quienes tomaron el control en 1959.

La reforma reduce el Consejo de Estado de 31 a 21 miembros y la votación del jueves incluyó a cuatro nuevos miembros del consejo, lo que significa que 14 miembros del consejo perdieron sus escaños. Entre ellos estaban los ex rebeldes Ramiro Valdés, de 87 años, y Guillermo García Frías, de 91.

Otros perdieron sus escaños pero conservan poderosos cargos en otras partes del gobierno, incluido el ministro de Defensa, Leopoldo Cintra Frías, de 78 años.

Prácticamente todos los votos del jueves fueron casi unánimes, con más de 570 votos "sí" de los 580 legisladores presentes. Los miembros de la Asamblea Nacional son en su mayoría ciudadanos comunes que se reúnen en la capital dos veces al año para aprobar la legislación. El organismo ha sido criticado como una institución impotente destinada a transmitir la imagen de la democracia parlamentaria mientras se proponen propuestas de sellado a puerta cerrada.

Los medios internacionales e independientes fueron excluidos de la asamblea e incluso la televisión estatal cubana la transmitió con aproximadamente dos horas de retraso grabado. La noticia llegó por primera vez a los cubanos y al mundo en general a través de blogs en los sitios web de los medios estatales.

En esta nota
  • Cuba
  • Presidente de Cuba
  • Miguel Díaz-Canel

Comentarios