Tendencias
Cintilla de tendencias

Covid-19

Emma Coronel

Galilea Montijo

Arturo Beltrán Leyva

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Antony Blinken: los tres puntos calientes en la agenda del primer viaje del secretario de Estado de Estados Unidos a América Latina

Ecuador y Colombia reciben al enviado de Biden, que hasta ahora no ha mostrado que la región sea una prioridad para él.

Avatar del

Por Redacción - BBC News Mundo

BBC News | Mundo
Blinken con un comerciante y una mujer en su visita a Ecuador.
Reuters
Blinken arrancó su viaje en Ecuador.

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, comenzó este martes en Ecuador su primer viaje a América Latina desde que accedió al cargo.

Blinken se reunió con el presidente ecuatoriano, Guillermo Lasso, y su ministro de Exteriores, Mauricio Montalvo, antes de seguir viaje rumbo a Colombia, donde se verá con su presidente, Iván Duque, y su vicepresidenta y canciller, Marta Lucía Ramírez.

Desde que llegó a la presidencia en enero de este año, Joe Biden no ha hecho grandes anuncios ni tomado grandes decisiones respecto a América Latina, y algunos analistas lo acusan de no contar con una agenda para la región.

Sin embargo, EE.UU. conserva importantes intereses en América Latina, región que da síntomas de emerger tras lo peor de la pandemia de covid. La visita de Blinken será la oportunidad para abordar asuntos que preocupan a Washington.

Estos son los temas que aparecen en lo más alto de la agenda del secretario Blinken.

El persistente problema de Venezuela

La Venezuela de Nicolás Maduro ha sido considerada un problema por los gobiernos de Estados Unidos desde hace años.

Nicolás Maduro.
EPA
Maduro es un gobernante ilegítimo para Washington.

Estados Unidos mantiene que Maduro es un gobernante ilegítimo y reconoce al líder opositor Juan Guaidó como presidente interino.

La crisis política se complicó esta semana con la extradición a Estados Unidos desde Cabo Verde del empresario colombiano, Alex Saab, cercano a Maduro, y la reacción del gobierno venezolano, que anunció la suspensión de su participación en las negociaciones con la oposición en curso en México.

Tan acuciante o más es la crisis económica y social en Venezuela, que ha provocado una diáspora sin precedentes por todo el continente americano que se suma a la presión migratoria hacia Estados Unidos.

Venezuela celebra a finales de mes unas elecciones locales y regionales en la que la oposición ha aceptado volver a participar después de años sin hacerlo.

Estados Unidos y sus aliados exigen a Maduro transparencia y limpieza en ese proceso, pero la postura de Washington podría haberse visto debilitada por la emergencia de gobiernos de signo izquierdista en distintos países de la región.

La marea migratoria hacia el norte

Los venezolanos que se marchan de su país llegan por cientos de miles a Colombia, Ecuador y otros países latinoamericanos, lo que presiona los servicios púlbicos y se ha convertido en un problema político en algunos de ellos.

Inmigrantes hatianos en México.
Reuters
La migración será uno de los puntos que Blinken tratará en su visita.

Para el gobierno Biden es también motivo de preocupación el papel de los países sudamericanos en el tránsito de migrantes de otras partes del mundo, muchos con destino final en Estados Unidos.

La multitud de haitianos que llegó recientemente a la frontera de EE.UU. y México tuvo su origen en Chile y en Brasil, donde la falta de oportunidades y las nuevas restricciones a la inmigración impuestas animaron a muchos a emprender el largo viaje hacia el norte.

Brian Nichols, subsecretario para el Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, dijo que todos los países comparten una responsabilidad en contener el flujo migratorio y aseguró que el asunto será uno de las prioridades en el viaje de Blinken.

La rivalidad con China

América Latina es una de las regiones del mundo en las que la rivalidad entre Estados Unidos y China se ha hecho más evidente, con Pekín ocupando gran parte de los espacios que ha ido abandonando Washington en los últimos años.

Blinken tratará de convencer a Lasso y Duque, presidentes de lo que Washington considera "democracias vibrantes e inclusivas" en la región, de que es mejor confiar en socios con valores compartidos que en una China a la que se describe como autoritaria e irrespetuosa con los derechos humanos.

Washington puede buscar por la vía de la diplomacia recuperar parte del terreno perdido ante una China que gana peso como uno de los principales inversores y gran importador de las materias primas que se producen en la región.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

bbc news | mundo - footer
En esta nota

Comentarios