No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

México

Sicarios del CJNG iban con la orden de incendiar camioneta de Omar García Harfuch: Héctor de Mauleón

La camioneta blindada en la que viajaba García Harfuch quedó totalmente destrozada por cientos de impactos de balas de gran calibre.

Avatar del

Por El Imparcial y EFE

Atentan contra Omar García Harfuch, jefe de Seguridad Ciudadana de CDMX

CIUDAD DE MÉXICO.-Un atentado contra el jefe de Seguridad de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, derivó en su hospitalización y dejó varios fallecidos y detenidos.

Claudia Sheinbaum, la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, detalló que el suceso tuvo lugar a las 6:38 hora local (11:38 GMT) deñ día viernes 26 de junio.

Según el periodista Héctor de Mauleón, los criminales, supuestamente del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) pretendían incendiar la camioneta de García Harfuch.

"Cerca de las cuatro de la mañana se concentraron en dos puntos. Una gasolinera de la Condesa y otra ubicada en la alcaldía Gustavo A. Madero. No sabían quién era el objetivo, según declararon después algunos de ellos. Les habían indicado que se trataba de una misión suicida: les ofrecieron pagos de hasta 100 mil pesos, así como hacerse cargo de sus familias", dijo de Mauleón en su columna para El Universal.

Agregó que los sicarios fueron reclutados en diversas partes del país: Chihuahua, Michoacán, Estado de México, Guerrero y Jalisco —concretamente Puerto Vallarta. Había incluso un colombiano.

Al frente del grupo de sicarios se hallaba José Armando Briseño de los Santos, apodado "El Vaca", quien ya está a disposición de las autoridades. La procuraduría capitalina lo ubica como un operador del Cártel Jalisco al servicio de Julio César Moreno Pinzón, "El Tarjetas".

Moreno Pinzón es el líder operativo del Cártel Jalisco en la zona metropolitana de Guadalajara. Su bastión, sin embargo, está en Vallarta, añade de Mauleón.

Aunque los motivos del ataque no se han hecho públicos, se sabe, señala el escritor, que, debido a una comunicación interceptada por el Centro Nacional de Investigación, el funcionario estaba al tanto de que se gestaba en contra suya una operación de alto impacto.

"La unidad del secretario de Seguridad quedó cercada por dos vehículos. Los sicarios le dispararon de frente, para inmovilizar el motor. Al mismo tiempo, se le atacó desde otros vehículos por los costados. Las balas fueron empleadas para vencer el blindaje. El jefe de escoltas de García Harfuch recibió 38 impactos. En la escena fueron recogidos más de 400 cartuchos percutidos", informa.

 Los agresores no tuvieron tiempo de incendiar la camioneta debido a la rápida respuesta policiaca se los impidió.

 "El Vaca" cayó en Tláhuac, junto a la mujer encargada de las casas de seguridad y de dotar de despensas a los sicarios.

Quienes habían vigilado la ruta de García Harfuch fueron detenidos más tarde en Atlacomulco, gracias a una alerta lanzada por el C5.

“Ya no traían nada en los teléfonos”, según una fuente. Estos detenidos declararon que, además del "Vaca", un segundo hombre estaba encargado de darles instrucciones. Probablemente, alguien apodado "El Morro".

La camioneta blindada en la que viajaba García Harfuch quedó totalmente destrozada por cientos de impactos de balas de gran calibre, ya que los delincuentes usaron armas largas tipo Barrett y portaban también granadas de fragmentación en un vehículo blindado artesanalmente, según la Secretaría de Seguridad Ciudadana.

"Con el Barrett 50, lo que me sorprende es que el secretario haya sobrevivido. Puede deberse a dos cosas: primero, a una gran reacción de su cuerpo de escoltas; segundo, que solo haya sido la intención de darle un fuerte mensaje; y tercero, la falta de pericia de los criminales", explicó a Efe el especialista en seguridad Juan Carlos Montero.

Montero, investigador en la Escuela de Ciencias Sociales y Gobierno del Tecnológico de Monterrey, indicó que la presencia del CJNG en Ciudad de México "no es nueva", porque la capital "tiene presencia prácticamente de todos los cárteles grandes" que pelean por el control del tráfico a pequeña escala.

La propia alcaldesa reconoció que "hay varios grupos delincuenciales en la ciudad" y que el jefe de la Secretaría de Seguridad Ciudadana ha perseguido a "todas las organizaciones delictivas" desde que asumiera su cargo en octubre pasado.

Sheinbaum aseguró que no ha reforzado su seguridad por el momento porque "de ninguna manera" teme por su vida y que el trabajo contra la delincuencia organizada "va a seguir, aquí no hay marcha atrás".

PERSECUCIÓN AL CJNG

La violencia en la capital se asocia a la pelea entre grupos criminales como La Unión de Tepito, Fuerza Anti Unión y el Cártel de Tláhuac, además de al mencionado CJNG.

Sin embargo, Montero atribuyó este atentado, el más importante contra un funcionario del oficialista Movimiento Regeneración Nacional (Morena) desde que el partido ganara las elecciones en diciembre de 2018, a los "esfuerzos del Gobierno federal en contra del CJNG" y no solo al trabajo de García Harfuch en la capital.

Recientemente, el Ejecutivo federal liderado por Andrés Manuel López Obrador bloqueó casi 2.000 cuentas bancarias relacionadas con este grupo criminal y está estrechando el cerco sobre una de sus principales zonas de acción, el central estado de Guanajuato, en donde hay una cruenta lucha entre este cártel y el de Santa Rosa de Lima.

"Recordemos que en seguridad nunca existen las casualidades, y este atentado en un Gobierno tan emblemático para Morena y para México como es el de Ciudad de México, es un mensaje claro", opinó el especialista.

El primero en reaccionar al atentado fue el propio López Obrador, quien interrumpió su conferencia matutina, esta vez celebrada en el occidental estado de Michoacán, para informar del ataque y condenarlo.

AMENAZAS PREVIAS

"Todo esto tiene que ver sin duda con el trabajo que se está llevando a cabo para garantizar la paz y la tranquilidad tanto en la Ciudad de México como en el país", manifestó el presidente, quien ofreció su "apoyo total, completo y absoluto" al secretario atacado y a su equipo.

Horas más tarde, el secretario de Seguridad Pública del Gobierno de México, Alfonso Durazo, ratificó en rueda de prensa que la autoría del CJNG es "una de las principales hipótesis" de la investigación y confirmó que esta organización había amenazado hace una semana "a funcionarios de seguridad pública".

 

Cuestionado por la prensa, dijo que no hay "ningún elemento" para creer que desde el interior del Gobierno capitalino se filtró al cártel información sobre el domicilio y la ruta de Harfuch.

México registró su año más violento en 2019, con un total de 34.608 homicidios dolosos y 1.012 feminicidios, y la violencia no ha disminuido en meses recientes pese a la pandemia de coronavirus.
 

En esta nota

Comentarios