Tendencias

COVID-19

Vacuna contra el Covid-19

Feminicidios

Influenza

Issstecali

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Abuela acusada de matar a nieto buscará juicio abreviado

La audiencia se difirió hasta abril del próximo año, a petición de la defensa de la mujer.

Avatar del

Por Saúl Martínez

Abuela acusada de matar a nieto buscará juicio abreviado(banco de imágenes)

Abuela acusada de matar a nieto buscará juicio abreviado | banco de imágenes

La audiencia intermedia en la que se definiría el rumbo del caso penal de Ana Luis, la mujer acusada de asesinar a su nieto de 8 años de edad, fue reprogramada para el 20 de abril del 2022, a petición de ella y su defensor.

Hiram Sánchez Zamora, fiscal central de la Fiscalía General del Estado, explicó que al parecer la estrategia de la defensa obedece a la intención de la mujer de someterse a un procedimiento abreviado y declararse culpable, a fin de reducir su sentencia.

Ana Luisa “N”, la abuela de Miguel Ángel, de 8 años de edad, será llevada de nueva cuenta ante un juez de control el próximo año para la audiencia en donde se ventilará el procedimiento en el que se resolverá su caso.

La mujer enfrenta cargos de homicidio calificado agravado por razón de parentesco consanguíneo y traslado ilegítimo de cadáveres, ambos en perjuicio de su nieto, a quien tenía bajo su custodia tras quitarles la custodia a sus padres.

El cuerpo de Miguel Ángel fue encontrado el 19 de octubre de 2019 en un predio baldío cercano al periférico Gómez Morín y la calzada Independencia, parcialmente calcinado.

Fueron catorce testimonios los que se acumularon en su contra, entre los que se encuentran el de su pareja sentimental, uno de sus nietos y hermanito de Miguel Ángel, así como la madre y el padre del niño.

De acuerdo a la investigación de la entonces Procuraduría General de Justicia del Estado, la mujer mató al niño en su casa y posteriormente se llevó el cuerpo y le prendió fuego en el sitio donde lo encontraron.

Desde mayo de ese año, la mujer había obtenido la custodia de la víctima. Sus padres fueron considerados no aptos por el DIF Estatal para tenerla. La madre, presuntamente adicta a la heroína, mientras que el padre también tenía problemas similares.

Sus otros dos hijos, Astrid y Ángel, de 13 años de edad, ya se encontraban bajo la custodia de la abuela. Toda la familia vivía en una pequeña casa de interés social ubicada en el fraccionamiento Misión de San Ignacio, al poniente de Mexicali, donde ocurrió el homicidio.

En esta nota

Comentarios