No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Deporte Local En la final de la Liga Primus de Primera Fuerza, ‘La Familia’, mejor conocida como La Merce se corona al vencer a Duke

Más títulos en 'Familia'

Avatar del

Por Jorge R. López

Más títulos en 'Familia'

Más títulos en 'Familia'

El “clásico cachanilla” no desmereció, en un partido de alta calidad, La Merce venció 69-65 a Duke para proclamarse campeón de la Liga Primus de Baloncesto en la categoría Primera Fuerza.

Fueron muchas emociones las vividas en el gimnasio de la Benemérita Escuela Normal Urbana Federal Fronteriza, pues durante los 40 minutos de juego, el duelo fue muy parejo, sin embargo al final, algunos elementos de Duke perdieron la cabeza y les costó el resultado.

Faltando escasos segundos en el reloj y con el marcador 64-62 a favor de La Merce, Emmanuel Barragán y Ever Montoya salieron expulsados del encuentro, provocando así, oportunidades desde la línea de castigo, que a la postre hizo efectivas La Merce para llevarse el título.

La primera mitad fue muy disputada, el primer periodo se lo llevaron los Demonios Azules 23-19 pero en los siguientes diez minutos, la “familia” mejoró su defensa y ganaron el parcial 18-15 para poner el marcador 38-37 al medio tiempo.

El tercer cuarto fue para Duke, Adrián Villalobos impuso su categoría y de su mano, acrecentaron a seis puntos su ventaja rumbo al último periodo, el cual, terminó por ser una pesadilla para ellos al perderlo 21-11.

Por los campeones, Agustín Tapia fue el mejor anotador con 15 puntos, seguido de Noé Torres con 14, mientras que por los subcampeones, Adrián Villalobos destacó con 24 unidades.

CABEZA FRÍA, FUE LA CLAVE

Una vez más, la experiencia y calidad de Hugo Estrada fue clave para los resultados de La Merce y ahora con un título más en su poder, así expresó su sentir.

“Estoy muy feliz, agradecido con mis compañeros de equipo, fue un torneo muy fuerte, creo que es uno de los mejores que han hecho de Primera Fuerza y siempre jugar contra Duke y ganar es muy importante”, aseguró.

Sobre lo ríspido que se tornó el partido en los minutos finales, el ex Soles de Mexicali explicó que la clave fue mantener la concentración para no caer en situaciones de faltas.

“Siempre es importante mantener la cabeza fría, sabemos que iba a ser un partido de mucho contacto y creo que al final nosotros pudimos mantener la concentración y eso fue lo que nos permitió lograr el triunfo”, afirmó.

Jugar una final contra un rival como Duke, con un solo elemento de banca y salir con la victoria, sin duda es algo digno de resaltar.

“Nos sentimos bien en la cancha, fue muy difícil porque nada más teníamos seis jugadores y eso nos afectó un poco pero siempre es importante que el que esté en la cancha de su mayor esfuerzo y juegue para el equipo”, confesó.

Por último, Estrada le dedicó el campeonato a sus seres más queridos.

“A mis compañeros, a mi familia que siempre me apoya, a mis padres, a mi esposa y a mi hijo”, finalizó.

Comentarios