Tendencias
Cintilla de tendencias

Águilas de Mexicali

Violencia Mexicali

Autos Chocolate

Clima Mexicali

Covid-19

La Reina Isabel II en Puerto Vallarta, Jalisco

Era febrero de 1983 y recibo la orden de apoyar al enviado especial del diario unomásuno en la cobertura de la visita de la Reina Isabel II del Reino Unido y su esposo el Príncipe Felipe a Puerto Vallarta, Jalisco.

Por Cosme Collignon

Era febrero de 1983 y recibo la orden de apoyar al enviado especial del diario unomásuno en la cobertura de la visita de la Reina Isabel II del Reino Unido y su esposo el Príncipe Felipe a Puerto Vallarta, Jalisco.

Yo era corresponsal del diario unomásuno en Jalisco, en esas fechas había dos gobernadores Flavio Romero de Velasco, en funciones y Enrique Álvarez del Castillo, electo. Reporteros, fotógrafos y camarógrafos partimos del aeropuerto de Guadalajara hacia Puerto Vallarta, llevaba mi libreta, mi grabadora y una cámara fotográfica.

Nos trasladaron del aeropuerto vallartense hasta el muelle donde iba a desembarcar la Reina Isabel II y el Príncipe Felipe. A lo lejos, anclado, el yate Britania de la corona británica, en tierra la prensa, radio y televisión de todo el mundo, decenas de marinos y un gran dispositivo de seguridad operado por el Estado Mayor Presidencial.

Entonces vimos que un par de lanchas navegaban hacia el muelle, en una su equipo de seguridad a cargo de Scotland Yard en la otra la Reina y el Príncipe consorte. Empezó el ruido de las cámaras fotográficas con enormes lentes, las cámaras de televisión haciendo lo propio. En ese momento un camarógrafo inglés sale del grupo acompañado de su asistente que cargaba la grabadora y se enfilan al muelle, en esos momentos un marino con su rifle tumba al camarógrafo que al caer protege su herramienta de trabajo, en eso un oficial inglés se acerca y le dice al marino que es el camarógrafo de la Reina y él puede acercarse, también llegó un coronel del Estado Mayor quien no se percató de las decenas de fotos que les tomaron en su estúpida actuación.

Desembarca vestida de azul, con su sombrero y la bolsa, un collar de perlas y su sonrisa, el Príncipe Felipe de traje gris y corbata morada, también sonriente y por supuesto sus guardias personales. La esperaba el alcalde de Puerto Vallarta, Jorge Lepe García y la esposa del gobernador de Jalisco, Yolanda Castillero de Romero, también funcionarios de Miguel de la Madrid.

En una caminata hacia el palacio municipal, la Reina Isabel II tenía a su lado la esposa del gobernador, un metro atrás el Príncipe Felipe. En esos momentos uno de los guardias que iba al frente le hace una seña a la Reina, ella se detiene y voltea hacia los reporteros, fotógrafos y camarógrafos y nos dice en perfecto español “tiene dos minutos para realizar algunas tomas”, aprovechamos y tomé algunas fotos, a los dos minutos, nos indica que tenemos que continuar. Tuve a la Reina Isabel II a dos metros de distancia, no lo podía creer, pero así fue.

La comitiva aparece en el balcón de la presidencia municipal de Puerto Vallarta, en la plaza cientos de personas reunidas gritando, aplaudiendo y los turistas tomando fotografías de la soberana inglesa.

La llevaron a recorrer dos centros asistenciales, tal vez para hacer tiempo para la comida que ofreció el Presidente Miguel de la Madrid y su esposa, Paloma Cordero. También fueron invitados Flavio Romero de Velasco y su esposa, así como el gobernador electo, Enrique Álvarez del Castillo. Por la noche se iluminó el yate Britania donde la Reina Isabel II y el Príncipe Felipe ofrecieron una cena al presidente Miguel de la Madrid y su esposa. Después el Britania partió a La Paz, Baja California Sur a concluir su viaje por México.

*El autor es Periodista independiente.

Comentarios