No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Deportes

Pierde piloto de Nascar patrocinios por "berrinches" en carrera virtual

Bubba Wallace, piloto de Nascar, jamás imaginó lo mucho que le costaría abandonar una partida en línea.

Avatar del

Por El Universal

Pierde piloto de Nascar patrocinios por "berrinches" en carrera virtual(Instagram)

Pierde piloto de Nascar patrocinios por "berrinches" en carrera virtual | Instagram

INDIANAPÓLIS, Estados Unidos.- Ante la ausencia de carreras en el mundo motor por la pandemia de coronavirus a nivel global, diversos seriales como la Fórmula 1 han optado por organizar carreras virtuales entre algunos de sus pilotos para compensar la ausencia de competencias. 

Este tipo de carreras han abierto la puerta a pilotos más jóvenes para tener un poco más de exposición pública y codearse con aquellos que compiten en el máximo nivel de automovilismo de cada categoría. 

No obstante, este tipo de prácticas ha traído también consecuencias negativas para algunos pilotos y equipos, especialmente para Darrell Wallace Jr, un piloto de NASCAR que participó en una carrera virtual de dicho serial y perdió más de lo esperado. 


Durante la undécima vuelta de la carrera de 150 vueltas, el piloto Darrel "Bubba" Wallace Jr. chocó contra el veterano de la copa, Clint Bowyer, y debido a su enojo abandonó el juego gritando groserías contra su rival. 

Al ser una carrera transmitida en tiempo real y transmitida en redes sociales, diversos espectadores condenaron la conducta antideportiva de “Bubba”, quien no conforme con haber hecho una exhibición lamentable, siguió quejándose en su cuenta personal de Twitter. 

Esta conducta le costó a Wallace más que la desaprobación de los fans, pues a pocas horas de este incidente Blue-Emu, una marca de aceites que patrocinaba al piloto, retiró su apoyo financiero para el equipo de “Bubba”. 

Un día después, un representante de Blue-Emu declaró que la decisión de retirar el apoyo a Darrell Wallace Jr obedece a que su comportamiento no estuvo a la altura de un piloto profesional y fue similar a la de un niño de 12 años que hace corajes cuando pierde. 
 
 

En esta nota
  • Nascar

Comentarios