No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo

Deportes

La Máquina sigue en las mismas

El cuadro celeste está muy lejos de la Liguilla.

Avatar del

Por El Universal

Muy lejos de los puestos importantes, sigue presumiendo un título que sirve muy poco para nutrir su historia.(El Universal)

Muy lejos de los puestos importantes, sigue presumiendo un título que sirve muy poco para nutrir su historia. | El Universal

CIUDAD DE MÉXICO.- La Leagues Cup que ganó el Cruz Azul hace unos días pudo tener otro sentido, de no ser por la mediocridad en la que está inmerso en la Liga MX.

La Máquina ligó su sexto partido sin ganar en el Apertura 2019 y aunque sigue invicto en casa, el cuadro celeste está muy lejos de la Liguilla. El Cruz Azul empató 1-1 en el Estadio Azteca ante un Monterrey que guardó sus mejores hombres en el ataque para el clásico regio ante los Tigres de este sábado. 

El momento del cuadro capitalino se vio reflejado en las tribunas del Coloso de Santa Úrsula. La desolación y los abucheos crearon una atmósfera triste en la casa cementera. La primera mitad fue un somnífero. Una sola jugada de peligro que Milton Caraglio envió por arriba del arco de Marcelo Barovero y no más. Los equipos se fueron al descanso entre reclamos.

El Cruz Azul intentó al arrancar la segunda mitad. La intensidad de ambos conjuntos fue distinta y al 51’, Caraglio avisó con un remate de cabeza que Barovero atajó con un pequeño lance. La alegría para los pocos azules en el Azteca llegó al minuto 66, cortesía de Pablo Aguilar. El paraguayo marcó su tercer gol en el torneo y de esta forma puso arriba a La Máquina.

Pero con este equipo nada está escrito cuando se encuentra arriba en el marcador. Siete minutos después, Jesús Gallardo metió un centro razo al área chica, donde Igor Lichnovsky metió el balón en su propia portería, aunque el holandés Vincent Janssen lo festejó como suyo. Sí, una sola llegada de los Rayados fue suficiente para igualar.

Empate con sabor a victoria para los de la Sultana del Norte, que suelen sufrir en sus visitas a la Ciudad de México, además de mantenerse en zona de Liguilla. El Cruz Azul, muy lejos de los puestos importantes, sigue presumiendo un título que sirve muy poco para nutrir su historia. Sus carencias crecen, como los años sin título de Liga.

Abandonados. El público sigue sin acudir al Azteca, ante el mal paso del equipo azul.
El regreso. Después de más de seis meses fuera de las canchas, Javier Salas regresó.
La vanidad. Cruz Azul sigue presumiendo el trofeo que ganó en la Leagues Cup.


En esta nota

Comentarios