El miedo anda en 'Chucky'
El miedo anda en 'Chucky'
TENDENCIAS:

El miedo anda en 'Chucky'

El miedo anda en 'Chucky'
"Chucky" a 30 años sigue lleno de terror y de una aguda crítica que complementa con un humor ácido.
Por: |
CIUDAD DE MÉXICO(El Universal)
En la década de los 80, el mundo de la industria del juguete estaba en apogeo. Cada muñeco incluso tenía su historieta o dibujo animado: He-Man, Barbie, Transformers, G.I. Joe, Hello Kitty y Star Trek eran algunos de ellos.

En medio de esta fiebre por consumir muñecos y demás mercadotecnia infantil, los publicistas se esforzaban para que los padres sucumbieran ante los gustos de sus hijos.

Con apenas 24 años, un joven estudiante de nombre Don Mancini, hijo de un publicista que entre otras campañas llevaba la de la popular línea de bebés Cabagge Patch, lamentaba el consumismo que aquejaba a su generación y, como fiel amante de los filmes de horror, tuvo la idea de crear un muñeco que se convirtiera en asesino serial.

Así nació en 1988 "Chucky". Su cinta "Child´s play" fue un rotundo éxito para el corto presupuesto que tenía de 9 mil dólares.

"Nunca esperamos que la película se convertiría en lo que se convirtió, era una película pequeña, de bajo presupuesto, era algo que hacía siendo aún estudiante, era un poco mi manera de revelarme ante el mundo consumista que veía en aquella época en la que yo además era como cualquier otro joven, muy idealista. Nunca imaginé que se convertiría en algo tan popular y que después de 30 años estaríamos aquí hablando de 'Chucky'", dijo Mancini en entrevista.

La premisa era simple pero atemorizante: Un pequeño niño en Nueva York recibe un regalo navideño de su madre, una mujer que lo cría sola y que tiene que trabajar.

Te puede interesar: Descubre las mejores 7 series y películas de terror para ver en la noche de Halloween

Pronto, el pequeño, de nombre Andy, descubre que el muñeco tiene vida y es un asesino, ya que antes de morir un sicópata llamado Charles Lee Ray traspasó su alma a ese muñeco. Su plan era que posteriormente lo intentaría en un humano.

Para este filme, Mancini se inspiró en sus películas "slasher", subgénero del terror basado en asesinos en serie que matan con cuchillos a adolescentes que están sin supervisión de adultos favoritas, como "Viernes 13".

"Siempre he sido amante de la películas 'slashers', me entretenían y realmente tenían una gran historia detrás. John Carpenter es uno de mis cineastas favoritos, creo que 'Jason' es mi personaje predilecto; quise que 'Chucky' tuviera esa maldad de 'Jason' enfundada en una tierna cara de niño", explicó.

Para Mancini gran parte del éxito de su personaje se basa en lo disruptivo de la idea, ya que algo tan amado por tantos, creado para hacer que alguien pase horas de felicidad, llegue a ser algo que también pueda matar.

"La idea no es mía, no la inventé yo, pero si analizamos las cosas no existe nada más atemorizante que algo que en teoría está creado para causar felicidad se vuelva en tu contra.

'It', por ejemplo, es un payaso, algo creado para divertir y sacar risas y puede volverse tu peor pesadilla. Otro ejemplo es 'La masacre de Texas', nadie imaginaría que una familia se dedique a asesinar a jóvenes que necesitan ayuda en la carretera, ese tipo de cosas son realmente atemorizantes".

Irónicamente, con el éxito de la primera cinta aquello que a Don Mancini no le gustaba sucedió, se comenzó a comercializar con figuras de todo tipo de su célebre personaje y las secuelas sobre el muñeco asesino.

Te puede interesar: Cumple 'Halloween' 40 años como clásico de terror

Mancini no ve este hecho como una sumisión ante el consumismo; explicó que lo ve como la posibilidad y es una forma de poder hablar de temas que considera importantes a través de "Chucky", quien, dice, a 30 años sigue lleno de terror y de una aguda crítica que complementa con un humor ácido.

"Aunque parezca que se convirtió en un producto de la mercadotecnia no es así. No hay caricaturas de él, tampoco comics y, aunque sí hay muñecos, no son hechos en masa".

Una controvertida franquicia que crece
Sin duda uno de los muñecos más atemorizantes del cine es "Chucky", quien salió de la mente de un joven de nombre Don Mancini quien, a 30 años de la primera cinta, logró que su personaje sea uno de los personajes de terror más emblemáticos del cine.

Mancini habló sobre la razón que lo llevó a crear "Chucky" y el impacto que ha tenido en el imaginario colectivo, cómo ha sobrevivido en el gusto de las personas durante tanto tiempo y cómo ha sorteado a aquellos que dicen que es una franquicia que, pese a haber iniciado dentro del género "slasher", con los años se ha convertido en algo cada vez más irrisorio y en comedia involuntaria.

"Es interesante cómo la franquicia ha crecido con los años y se ha vuelto hasta controvertida, pero a medida que pasan los años, su reputación ha crecido de una manera similar a la de un culto. Al inicio era un simple proyecto con una gran idea pero sin nada de dinero, al final logró recaudar 50 millones de dólares en Estados Unidos, mucho dinero para los 80", detalló Mancini.

El cineasta ha creado en sus 55 años un universo en torno a "Chucky", que incluye seis largometrajes y dos más en desarrollo que se estrenarán durante los próximos tres años.

Te puede interesar: Descubre la película más terrorífica que ha sido prohibida en 46 países

A lo largo de este tiempo algunos filmes han tenido más éxito que otros, incluso Don pasó de ser el guionista en las dos primeras cintas a dirigir las posteriores.

En todo este tiempo los fans más aguerridos de las tres primeras cintas puede que no estén contentos con el rumbo que el muñeco ha llevado pero Mancini dice que ha buscado darle continuidad agregando algo de sátira, humor ácido y hasta cine gore a sus filmes "slashers".

"Aún hay personas que piensan que es una vergüenza lo que ha pasado con la franquicia. También me pongo a la defensiva, porque mi respuesta es: a la crítica de cine ganadora del Premio Pulitzer, Wesley Morris le encantó y así como ella hay muchos más a los que les gustan y para ellos son las películas", detalló.

Contrario a lo que se pudiera pensar, Don Mancini no odia a quienes hablan mal de su trabajo, incluso dice que le gusta leer mucho las críticas que se hacen sobre cada nueva película que hace, aunque lo escrito no siempre sea positivo.

"Me gusta leer las críticas, no siempre son buenas, incluso hay quien me dice que no lo haga, que no me torture, pero a mí me gusta, porque de alguna manera me gusta saber qué es lo que piensan los especialistas. Yo mismo, más allá de trabajar en cine, soy un amante de las películas y desde pequeño leía a los grandes críticos del periódico 'New York Times' o de la revista 'Rolling Stone'; al final creo que, escriban lo que escriban, llegar a aparecer en medios de comunicación tan importantes como esos es una ganancia", dijo.

Te puede interesar: El motivo por el que vemos películas de terror

Don Mancini se muestra positivo respecto al futuro de su personaje, pues asegura que los temas que se retratan en sus películas son atemporales y considera que "Chucky" siempre tendrá un público, aquel que desde finales de los 80 ha encumbrado al muñeco como un objeto de culto.

"Creo que 'Chucky' es un icono porque ha formado sin quererlo parte de la cultura pop; nunca imaginé que yo que amaba a estos grandes personajes como Michael Mayers, Freddy Kruger o Jason, crearía un muñeco que estaría a la par de estos grandes del cine", añadió.
Los comentarios a las notas son responsabilidad de los usuarios. Ayúdenos a que sus contenidos sean adecuados. Participe responsablemente y denuncie los comentarios inapropiados