COLUMNAS
PIENSA
Atención en los detalles

Se dice que actualmente es muy importante desde el punto de vista profesional ver las tendencias del mercado y lógicamente aprovechar las mismas en beneficio propio.

Un ejemplo de los anterior nos lo brinda Ray Kroc, el extinto fundador de la cadena McDonalds. Ray no creó el McDonalds original, fueron unos hermanos Dick y Mac McDonald en California.

La historia corre así: Kroc era vendedor de unas licuadoras especiales para hacer malteadas. Revisando las ventas de la empresa se da cuenta de que hay un cliente que compra de una manera constante. Intrigado por ello decide visitar a dicho cliente, quienes eran los hermanos McDonald.

Cuando llega y conoce el concepto de negocio, Kroc se fascina: El proceso de comida rápida, donde el restaurante es más una maquiladora o ensambladora, donde cada operario es responsable de un parte de la operación y al final sale la hamburguesa lista para consumir.

Ray entonces hace un estudio y se da cuenta de que es un concepto que se puede replicar fácilmente, y animado por ello se entrevista con los hermanos McDonald y les propone que expandan su negocio de dicha manera.

¿Que era lo que deseaba Kroc? No le interesaba el restaurante, lo que le interesaba era que McDonalds creciera y así poder vender más licuadoras.

Sin embargo los hermanos McDonald, en una clarísima zona de confort le contestan que no les interesa, que ellos están muy a gusto así.

A propósito de esto, estimado lector, ¿cómo andamos de zona de confort? ¿Estás muy cómodo actualmente, no tienes ningún estrés? Cuidado, es probable que te estés quedando rezagado.

Qué ocurre

Ray Kroc se queda estupefacto ante la respuesta de los hermanos, entonces decide algo audaz: Comprarles el negocio y desarrollar la idea que tenía del mismo.

Un dato adicional: Ray tenía más de 50 años cuando decide hacer esto. Así que ya lo sabe estimado lector, “viejos los cerros y reverdecen”.

Al principio, cuando Ray inicia el negocio, la expansión se le dificultaba mucho porque era a base de capital propio y no le alcanzaba los resultados que tenía para poder expandirse como él deseaba.

Un buen día, abrumando un poco por los pasivos que ya tenía por el crecimiento que anhelaba, toma la decisión de hablar con los directivos de Coca Cola que lo atendían y les hace una petición: Un préstamo de 100 mil dólares (estamos hablando del año 1956-57) para que se de una idea de lo que significaba dicho importe.

El directivo le gusta la idea del motivo del préstamo, se comunica a Atlanta con la dirección general de la empresa, y ésta asume el riesgo y decide prestarle. ¿Valió la pena? Actualmente McDonald’s es el cliente no. 1 de la embotelladora a nivel mundial.

Conclusión

Estimado lector, se dice mucho que cuando el estudiante está listo el maestro aparece. En el caso de Kroc, su experiencia de negocios, así como su visión le permite vislumbrar cosas que puede lograr y pone manos a la obra para hacerlo. En esta época actual y gracias a la tecnología, hay muchas oportunidades de negocio, pero para poder descubrirlas hay que tener criterio y visión, y para tener éstas se requiere capacitación, educación, cultura. Si no ponemos empeño por adquirirlas, aquellas no se nos darán. Así de sencillo, así de difícil. ¡Feliz domingo! Feliz día del Padre.

A todos los egresados de Ipade, les recuerdo la cita este martes 20 a la Tarde Ipade, para festejar el 50 aniversario de la institución. Si nos mandan un correo les pasamos detalles de la misma.

Los comentarios a las notas son responsabilidad de los usuarios. Ayúdenos a que sus contenidos sean adecuados. Participe responsablemente y denuncie los comentarios inapropiados. Los comentarios que sean denunciados por los usuarios se eliminarán de forma automática. Revise por favor las reglas completas que regulan los comentarios de los usuarios.